17 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

No se podrá acabar con el hacinamiento en las cárceles: MinJusticia

6 de septiembre de 2011
6 de septiembre de 2011

De igual forma, reconoció que siempre habrá crisis en el sector carcelario del país, pues pese a que el Gobierno tiene prevista la construcción de seis mega cárceles durante los próximos cuatro años, debido a la cantidad de capturas que habrá y al endurecimiento de las penas. “Estaremos en la misma situación de hacinamiento en la que nos encontramos actualmente”.

Dijo que los 60 mil millones de pesos que fueron destinados por el Gobierno para los próximos cuatro años para la construcción de las nuevas cárceles no alcanzará, pues las mega obras cuestan más de un billón de pesos.

El ministro Esguerra denunció que no se tiene capacidad para atender a todos los presos que existen actualmente en Colombia, pues “la resocialización de 100 mil presos está a cargo de tan sólo más de 10 mil funcionarios del Inpec”.

Senador Galán hizo graves denuncias sobre la situación de las cárceles del país

Una preocupante situación de corrupción en las cárceles del país denunció el senador del Partido Liberal, Juan Manuel Galán, durante un debate de control político realizado al Gobierno Nacional en la Comisión Primera del Senado.

Según el congresista, las cárceles se han convertido en verdaderos centros de oferta y demanda de objetos, alimentos y beneficios para los presos a cambio de cuantiosas sumas de dinero.

Asegura que para acceder a una buena celda, el recluso debe cancelar cerca de dos millones de pesos y que si llega otro con una oferta mayor, le es adjudicado el dormitorio.

Dijo que hay hacinamiento, que los presos no tienen buenas condiciones de salubridad, los baños están averiados, hay contaminación, enfermedades infectocontagiosas, plagas de roedores, de piojos y pulgas; además son comunes enfermedades como la lepra, el Sida, hepatitis y trastornos psicológicos.

Señaló que los precios de los alimentos al interior de las cárceles son exorbitantes “una hamburguesa puede costar más de 25 mil pesos, una caja de arroz chino podría ascender a 80 mil pesos, un cigarrillo puede costar 6 mil pesos y un celular Black Berry, puede ascender a 30 millones de pesos”, denunció Galán.

Los testimonios presentados por el Senador muestran cómo las familias de los internos deben pagar para que les brinden el servicio de agua.
Detalló que en la cárcel La Picota se pudo comprobar que hay una caseta, situada en el perímetro del penal, en la que se recibe dinero para los guardianes e internos (violando el reglamento), y se compran las tarjetas de teléfono, que en teoría son de consumo interno del centro penitenciario.

“Los reclusos sólo deberían poder comunicarse con sus familiares, pero ahora pueden comunicarse con sus bandas criminales. Las tarjetas de llamadas en las cárceles no se monitorean, porque no se usan las que autorizó la ley”, señaló.

Agregó que la situación de los guardianes también es complicada pues “hay un guardián por cada 500 personas. Antes hemos sido muy de buenas y no ha pasado una tragedia o un motín”.

Los sueldos de los guardianes son muy malos, pues no pasan de 800 mil pesos, lo cual en teoría, justificaría el cobro de dinero por parte de ellos a los mismos presos.

Dijo también que no hay control interno en el INPEC, hay 35 investigadores para 11 mil guardias de la entidad, y hace falta más control legislativo sobre este tema.

El senador Galán le pidió al Gobierno Nacional que tome acciones concretas sobre estas denuncias y que haga una completa reforma a la entidad que tiene a cargo la administración de todas las cárceles en el país.

Asegurado hombre  por terrorismo y extorsión

Tras admitir la solicitud de la Fiscalía, un juez penal de Villavicencio, con función de control de garantías, profirió medida intramuro en contra de Edison Parra, por su presunta responsabilidad en los delitos de terrorismo, extorsión y rebelión.

Los hechos investigados ocurrieron desde 2010, cuando el representante legal de una empresa de transportes denunció en la Fiscalía haber recibido cartas y llamadas extorsivas a nombre de las Farc, en las que solicitaban el pago de una cuota a esa guerrilla o de lo contrario la firma sería objeto de atentados. Adelantada la investigación la Fiscalía efectuó nueve allanamientos en Bogotá, Acacías (Meta) y un predio rural en la vereda Buenos Aires, en La Uribe (Meta), donde fue capturado Parra, alias Brayan.

Al hoy procesado las autoridades le decomisaron tres granadas para fusil, una granada de fragmentación, cuatro celulares, tarjetas sim card, 25 estopines ineléctricos, un arma de fuego, proveedores para pistola, municiones y hojas de cuaderno con nombres de posibles extorsionados, entre ellos los de representantes de grandes almacenes de cadena.

Las otras cinco personas aseguradas son: John Fredy Tapias Rivera, José Antonio Bolaños, Euclides Torres Acosta, Darío Montaña Fuentes y John Henry Murcia Muñoz, a quienes la Fiscalía les endilgó cargos por su supuesta responsabilidad en el delito de rebelión. Todos los procesados fueron remitidos a la cárcel penitenciaria de Villavicencio.