18 de junio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

‘Hoy es un día de esperanza nacional’, afirmó el Presidente Santos al sancionar la Ley de Víctimas

10 de junio de 2011
10 de junio de 2011

Durante la ceremonia, que se cumplió en la Casa de Nariño con la asistencia del Secretario General de la ONU, Ban Ki-Moon, el Mandatario también resaltó que es un día histórico porque el mundo entero es testigo del propósito que tiene el Estado colombiano de pagar una deuda moral con las víctimas de la violencia.

“No sólo los colombianos sino el mundo entero son testigos del propósito de un Estado que –en nombre de la sociedad- está dispuesto a pagar una deuda moral, una deuda largamente aplazada, con las víctimas de una violencia que tiene que terminar, ¡que vamos a terminar!”, afirmó el Jefe de Estado.

Así mismo, expresó que el país tiene la obligación y el anhelo de superar el sufrimiento y el llanto causado por el crimen y el terrorismo.

“Hemos sufrido mucho, hemos llorado mucho; hemos sentido el golpe de la mano asesina, el dolor de las viudas y los huérfanos, el desamparo de los despojados, y tenemos el reto, la obligación, el anhelo, de sacudirnos las cenizas y continuar el viaje. ¡Y vamos a hacerlo, colombianos! ¡Podemos hacerlo!”, indicó el Presidente Santos en un emotivo discurso.

Al asegurar que Colombia no está condenada a “cien años de soledad ni a cien años de violencia”, ratificó el propósito del Gobierno Nacional de apoyar a las víctimas de la violencia en el país.

“Si hemos tenido víctimas, si aún siguen produciéndose víctimas, vamos a ubicarnos y a pararnos en la orilla que nos corresponde: ¡al lado de ellas, de su parte, abrazando y comprendiendo su sufrimiento!”, indicó el Mandatario.

Y agregó que el Gobierno también se ha propuesto “que el sol de la prosperidad salga para todos, pero primero –antes que nada- salga para los más olvidados, para los más sufridos, para los inocentes que hasta hoy han cargado en soledad el peso de su dolor”.