20 de junio de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Avanza el Anillo Longitudinal

17 de junio de 2011
17 de junio de 2011

Se trata de una obra que de manera inicial consistía en una sucesión de puentes con vigas apoyadas, pero se decidió cambiar el comportamiento de la estructura por un sistema continuo denominado loza continua postensada.

Dicho cambio se debe a que desde el punto de vista estructural es un comportamiento que mejora el confort y la seguridad en la operación del tramo, ya que antes se tenía una sucesión de puentes de 20 metros de longitud y cada uno de ellos generaba una junta, lo cual llevaba un golpeteo, razón por la cual se decidió hacer un cambio estructural que mejorara la respuesta en la circulación.

Parte de la decisión de cambiar el diseño estructural de la obra se debe también a la topografía del terreno, ya que el proyecto en un comienzo tenía un muro de contención en tierra reforzada con geotextil de 14 metros de altura, en el tramo central entre el kilómetro 1+370 y el kilómetro 1+430, cuyo proceso constructivo sería manual y lento, además dicho muro requería unas obras de estabilidad tipo cimentación profunda.

El presupuesto
En el contrato inicial se tenía presupuestada una inversión de 6 mil 300 millones de pesos, pero se hizo un contrato adicional por 3.400 millones de pesos para un total 9.700 millones de pesos para este tramo.

La longitud
Esta obra tendrá una longitud de 420 metros, de los cuales 280 corresponden a una estructura tipo puente, el cual se construye en la actualidad.

Este tramo del Anillo Longitudinal unirá la fase uno ubicada en el sector de Maraya y el tramo tres ubicado en la parte trasera de la urbanización Torres de Alcántara en la calle 32; tanto el tramo uno como el tres se encuentran en funcionamiento desde el año pasado.

Inconvenientes
El tramo número dos es bastante especial ya que se tiene accesibilidad reducida, pues solo se puede acceder a la obra únicamente por los dos extremos de la construcción del puente, en el kilómetro 1+210 y el segundo que se encuentra en el kilómetro 485.

"El acceso peatonal se encuentra al costado sur del cerramiento de Niza I y II, único lugar por donde se puede mover material, razón por la cual se han tenido dificultades con la gran cantidad de movimiento de personal y material de construcción, haciéndose necesario la construcción de unas cimentaciones de 25 metros en promedio con dos apoyos cada 20 metros", aseguró John Henry Mora. De igual manera las obras se han visto algo retrasadas a causa de las jornadas de lluvia que han azotado a la ciudad.

Accidentes
Hasta la fecha no han ocurrido accidentes fatales al interior de la construcción del Anillo Longitudinal.

“Han ocurrido lesiones menores pero en la obra se manejan estándares de calidad en lo relacionado con seguridad industrial y salud ocupacional tanto en la interventoría como en la parte de construcción”, agregó Mora.

Los obreros
Un total de 80 trabajadores hacen parte de las obras del Anillo Longitudinal, los cuales están conformados por maestros de obra, inspectores, oficiales de construcción y ayudantes rasos, como también dos ingenieros residentes de obra, dos ingenieros residentes de interventoría y personal de apoyo en seguridad industrial y salud ocupacional.

Empleos
En la ejecución de los tramos I, II y III el número de empleos mensuales generados fue de 300, ya que gran parte de las obras se han hecho de manera manual.

Un total de 600 toneladas de hiero y 3.800 metros cúbicos de concreto han sido utilizadas para la construcción del segundo tramo del Anillo Longitudinal.

La Cárder
Durante la construcción del Anillo Longitudinal se llegó a una concertación con la Corporación Autónoma de Risaralda donde se hace obligatorio entregar un mejoramiento en la quebrada con la intervención que se está llevando a cabo, por lo cual se están construyendo una serie de trinchos con el fin de evitar la llegada de sedimentos al lugar y mantener la quebrada en el estado que se encuentra hoy en día.

Ciclorruta
La sección del tramo del Anillo Longitudinal, está definido a través de un acuerdo municipal en una calzada de nueve metros y unas zonas laterales de cuatro metros. La calzada de nueve metros está repartida en una franja de ciclovía y dos carriles de circulación vehicular.

La movilidad
Esta obra trae beneficios para las personas que buscan una salida hacia el suroccidente de la ciudad tomando la Avenida de las Américas.
De igual manera  la Avenida 30 de Agosto presenta un comportamiento diferente, pues ayuda a descongestionarla.