25 de febrero de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

‘Queremos que los eventos deportivos sean espacios de convivencia’: Presidente Santos

25 de mayo de 2011
25 de mayo de 2011

“En el Acuerdo para la Prosperidad sobre el fútbol nos comprometimos a trabajar de la mano con los hinchas y –en efecto– ya están funcionando unas mesas de trabajo en las que participan Coldeportes, el Ministerio del Interior y representantes de las barras organizadas.

“Lo hacemos porque creemos que las barras están conformadas –en su mayoría– por hinchas de bien, con una sana pasión por sus equipos. Es más, estamos convencidos de que las barras son parte de la solución y no parte del problema”, expresó.

Manifestó que los estadios deben convertirse en sitios de convivencia familiar a los que pueda acudirse sin miedo a ser víctima de hechos violentos.

“Lo que sí no podemos tolerar es que el comportamiento violento y peligroso de algunos hinchas convierta a los estadios en campos de batalla y no en escenarios de paz, como deben ser. Queremos que los eventos deportivos sean espacios de convivencia a los que asistan las familias sin miedo a salir heridos por el comportamiento agresivo de algunos desadaptados”, dijo.

Indicó que además las penas se incrementaron para los generadores de hechos violentos en los escenarios deportivos.

“Y con esta ley lo van a tener que pensar dos veces antes de perturbar el desarrollo de una competencia. Estamos hablando de cárcel de entre 1 y 5 años para quienes lancen objetos peligrosos, no sólo dentro de un estadio, sino en cualquier lugar relacionado con el evento deportivo”, explicó.

Anunció que también habrá cárcel para los vándalos que destruyen los alrededores comerciales y residenciales de los estadios y para quienes realicen “cosas tan absurdas como tirarle piedra a un bus con jugadores o hinchas de otro equipo”, dijo el Jefe de Estado.

Es importante destacar que dicha pena aumentará si se usan artefactos explosivos, elementos incendiarios o sustancias químicas.

La agresión física o verbal o el daño a la infraestructura deportiva, motivará sanciones que no sólo contemplan multas, sino también la prohibición de volver a escenarios deportivos hasta por 5 años.

Adicionalmente, en el caso de los menores de edad, los padres tendrán que responder por los desmanes de sus hijos, e incluso corren el riesgo de empezar un proceso de pérdida de custodia.