19 de septiembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Imprentas afectadas con aranceles

1 de marzo de 2011
1 de marzo de 2011

En carta enviada al Ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Díaz-Granados, la Presidenta de ANDIGRAF, María Reina, manifiesta la sorpresa del Gremio porque en noviembre de 2010 la reforma arancelaria había dejado el arancel para las partidas 4810 en cinco por ciento, pero con el Decreto 492 de febrero 23 de 2011, quedan en diez por ciento.

La situación es preocupante ya que en los precios del producto impreso, la materia prima (papel y cartón, por ejemplo) representa entre 40 por ciento y 80 por ciento de los costos, y porque la mayoría de impresores hizo sus negociaciones para ventas de 2011 contando con tarifas de arancel a la mitad de lo que quedan ahora, lo cual representa pérdidas en pedidos ya negociados.

“Durante más de dos años, el Gremio ha trabajado con el Comité Triple A y con el MCIT en el capítulo normativo del Programa de Transformación Productiva, haciendo un análisis muy específico, profundo y serio sobre las tarifas de adquisición de materia prima, cuyos resultados se vieron en la reforma arancelaria de noviembre pasado. Pero sucede que ahora cuando los empresarios están aprovechando esa medida concertada que les favorece, el Gobierno nos cambia las reglas del juego”, dijo la Presidenta de ANDIGRAF y agregó: “vemos incoherencia en las medidas de política industrial”.

En su carta, la Presidenta de ANDIGRAF manifiesta que no parece coherente que precisamente a una industria, como la de la comunicación gráfica, que está en el radar del Gobierno con el ejercicio del Programa de Transformación Productiva y que representa 9.000 empresas y 14.000 empleos, no se le consulte para la resolución que se pronuncia con el mencionado Decreto.

Los papeles y cartones de las partidas 4810 no se producen en el país en suficiente cantidad y calidad, por lo cual representan el 20 por ciento de nuestras importaciones de materia prima para la comunicación gráfica. Así, un incremento en los aranceles no permite la recuperación de la industria prevista para 2011 y, por el contrario, favorece el ingreso de productos de la competencia internacional, provenientes de países donde las tarifas arancelarias para la materia prima son más favorables. Esto último ha desembocado en que los impresores colombianos se encuentran en desventaja competitiva frente a los de países como Chile, México y Perú.

En consecuencia, ANDIGRAF ha solicitado al Gobierno mantener la reforma arancelaria de noviembre en lo que se refiere a materias primas de papel y cartón, argumentando que es acertada dada su coherencia con el trabajo realizado con el Comité Triple A, el eje de normatividad del PTP, los intereses de la industria, la cadena productiva, el mercado y, por supuesto, el país.