17 de mayo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Desde el Quindío

11 de enero de 2011
11 de enero de 2011

Claras disposiciones legales en el estatuto de inhabilidades  e incompatibilidades para los alcaldes y gobernadores indican que cuando una persona ha fungido como gobernador o alcalde encargado en los últimos 24 meses antes de  la elección, no puede aspirar a estas dignidades por elección popular por encontrarse inhabilitado.
Jaramillo Cárdenas fue encargado por lo actual gobernador Julio César López Espinosa por lo menos en tres oportunidades.

Alcalde de Medellín fue demandado

Por la misma situación el alcalde de Medellín Alfonso Salazar acaba fue demandado, por  el ex congresista Carlos Piedrahita, con muchas opciones de que tenga que dejar el cargo.

Salazar fue encargado en dos oportunidades por cinco días en la pasada administración de Sergio  Fajardo Valderrama, de quien se desempeñaba como su secretario de gobierno.
Se insinúa que es inminente la decisión en este caso particular que dejaría por fuera de su cargo al mandatario de los medellinenses.

Otros casos

Las mismas circunstancias se presentaron en los municipios vallecaucanos de Florida, Yumbo y Jamundí donde sus alcaldes tuvieron que dejaron sus cargos al ser destituidos fulminantemente por las inhabilidades que se les identificaron por haber sido encargados en similares circunstancias.

Falta gravísima

La procuraduría general del nación considera como falta gravísima que una persona aspire a una posición por elección popular, cuando exista de por medio una clara inhabilidad, como es en este caso la del odontólogo Jaramillo Cárdenas.

Guerra avisada no mata al soldado.