24 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Gobernación realiza controles para evitar sacrificios de cerdos en lugares públicos

15 de diciembre de 2010
15 de diciembre de 2010

El Decreto 2278 de 1982 reglamentó el sacrificio de animales de abasto público o para consumo humano y el procesamiento, transporte y comercialización de su carne, limitando estas actividades a las reglamentaciones de ley dictadas por el Ministerio de Salud.

Dicha norma indica que el sacrificio de animales se debe realizar en sitios especializados con condiciones de salubridad adecuadas, según las disposiciones del INVIMA.

Con el cumplimiento de las medidas anteriores se evita que la población contraiga enfermedades zoonótica, y que el animal sufra en el momento del sacrificio, reglamentación que de contravenirse, ocasiona el decomiso del animal y un seguimiento al propietario del mismo.

“Gracias al trabajo que se ha realizado desde la Gobernación, los índices de sacrificios en lugares públicos han disminuido. Sin embargo, no podemos bajar la guardia en esta época, es nuestro deber garantizar la atención integral en Salud de toda la población”, afirmó Javier Darío Marulanda Gómez, Secretario de Salud Departamental.

De igual manera, se realiza un llamado a los diferentes medios de comunicación y a empresas de la región, para que eviten la promoción de estos sacrificios y garanticen la entrega de porcinos dados en rifas o concursos, para que estos cuenten con óptimas condiciones de salubridad, a través del procesamiento de los mismos en centrales de beneficio animal certificados para la actividad.