19 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Crecimiento del 37,1% en las exportaciones menores no tradicionales presentó el Quindío en 2009

4 de octubre de 2010
4 de octubre de 2010

“Dentro del sector industrial se destacaron los subsectores de fabricación de productos textiles (40,7%) contribuyendo a la variación en -15,6%, seguido de fabricación de sustancias y productos químicos (39,3%) cuya contribución puntual a la variación (53,4%) fue la más representativa dentro del total de productos exportados”, destaca.
De esta manera, el Quindío mostró un comportamiento satisfactorio, orientado principalmente hacia Venezuela, con una tasa de participación en el total del 60,2% que resultó superior 46,2 puntos porcentuales a la registrada en 2008.
Estados Unidos por otra parte, le siguió como segundo destino de las exportaciones, con un 27,2%, —inferior en 35,1 puntos porcentuales a la cifra de la vigencia inmediatamente anterior— y Ecuador, con un 3,6%.
Pese a los excelentes resultados, el informe calcula en sólo 0,2% la participación quindiana en el total exportado por el país, dinámica en la que los mayores exponentes fueron Antioquia (26,5%), Bogotá (17,5%), Valle del Cauca (13,0%), Cundinamarca (10,5%), Atlántico (7,3%) y Bolívar (7,1%).
Entre tanto, el volumen de las importaciones totales en el Quindío llegó a 32,4 millones de dólares, cifra inferior en 5,7% a la de 2008 y en la que el ente territorial participó con un 0,1% del total nacional, de 32 mil 898 millones de dólares y una reducción de 17,1% en relación con la vigencia anterior.
La caída en las importaciones del departamento se podría deber, de acuerdo con la entidad gubernamental, a la reducción del 7,3% en las compras del sector industrial, “que participó con 85,2% del total de importaciones del departamento. Las importaciones del sector agropecuario, caza y silvicultura crecieron 9,2% en el año, aunque solamente representaron el 14,4% del total”.
El documento ilustra como en el sector industrial, las mayores participaciones correspondieron a la fabricación de otros productos minerales no metálicos (24,7%), segmento que incrementó su participación en 5,1 puntos porcentuales y con una contribución puntual a la variación de 3,6%; fabricación de maquinaria y equipo (12,5%) contribuyendo a la variación con 2,4%; fabricación de vehículos automotores, remolques y semirremolques (11,9%) con una contribución de -0,7%; y fabricación de sustancias y productos químicos (7,9%) con una contribución de -0,6%.
En este comportamiento, China se ubicó en la cabeza de países proveedores, con una tasa del 28,7% y una variación positiva con relación al año anterior de 4,4 puntos porcentuales. Le sigue Japón (17,3% y contribución del 2,1%), Estados Unidos (17% y una contracción en su contribución del -2,9%), y Perú, con un 15,2%.
Por otra parte, y de acuerdo con la clasificación Cuode, que determina el carácter de las mercancías por tipo de producto, el 25,5% de las importaciones del departamento fueron los materiales de construcción elaborados, con un crecimiento de 4,1 puntos porcentuales, productos alimenticios primarios (14,3%), partes y accesorios de equipo de transporte (7,8%) y productos químicos y farmacéuticos semielaborados (7,6%).

Buen comportamiento en otros sectores
El Icer 2009 para el Quindío también destaca el comportamiento de otros sectores que registraron un buen año, como es el caso del financiero.
En este aspecto, la cartera total del sistema contabilizó $836.843 millones, con un aumento de 7,2%, inferior al de un año atrás cuando se ubicó en 9,9%.
“No obstante que todos sus componentes evidenciaron variaciones positivas, importantes cuentas como los créditos y leasing de consumo, y los créditos de vivienda registraron bajos crecimientos, 4,1%, y 0,3%, en su orden. Una mejor evolución mostraron los créditos y leasing comerciales con un incremento del 10,2%, y los microcréditos que observaron un significativo avance de 56,3%, sin embargo su aporte en el total de colocaciones del departamento apenas fue del 4%”.
El Icer halla dos patrones en la dinámica de las cuentas activas a precios constantes de 2008: una tendencia descendente hasta 2004 por la pérdida de dinamismo de los créditos hipotecarios, mientras que desde 2005 dicho movimiento parece revertirse “como resultado de la importante evolución que mostraron los créditos de consumo, modalidad que en 2005 y 2006 alcanzó tasas reales superiores al 48%”.
Por otra parte, el saldo de las captaciones del sistema financiero se ubicó en $717.537 millones, lo que evidenció un crecimiento del 12,8% frente a 2008, con excelentes evoluciones de sus componentes con excepción de los certificados de ahorro en valor real, que sólo variaron el 2,6%.
“Así, los depósitos de ahorro tuvieron el mayor impacto al registrar un incremento de 14,3%, debido a que su participación en las cuentas pasivas fue de 48%. Por su parte, los depósitos en cuenta corriente aumentaron en 11,5%, y los certificados de depósito a término (CDT) en 11,1%. La evolución del monto de las cuentas pasivas a precios constantes de 2008 durante el período 2000 – 2009, mostró un comportamiento decreciente; sobresale el año 2006 por presentar un aumento real de 25,7% en los depósitos de ahorro, modalidad que tuvo una participación promedio en estos diez años de 49,7%”.
Por último, la cartera bruta menos provisiones llegó a $785.243 millones, con un aumento anual de 6,9% que sin embargo, resultó inferior al de 2008 y mucho menor al de 2007 y 2006 cuando se reportaron variaciones anuales positivas del 32,8% y 28,2%, en su orden.
El microcrédito se ubicó como el de mejor evolución con una participación del 4,1% y un aumento del 57,6%, mientras que el comercial, que aportó 37%, registró un crecimiento de 8%.
Por otra parte, el sector de la construcción en Armenia presentó en el cuarto trimestre de 2009 un total de 274.685 metros cuadrados construidos, cifra inferior en 9,9% al mismo período de 2008. El 50% de las obras se encontraban en proceso de construcción, 41,6% eran obras paralizadas y 8,5% habían sido culminadas. Sin embargo, las obras en proceso registraron un incremento de 8,8% en relación con igual trimestre de 2008, mientras que las obras paralizadas y culminadas disminuyeron 10,9% y 53,9%, respectivamente.
Este último segmento presentó una participación del 66,9% de casas; 16,1% de apartamentos; 9,4% de establecimientos de comercio; y el 7,6% restante distribuido en oficinas, bodegas, educación, hoteles, hospitales, administración pública y otros.
El Icer destaca también la constitución de sociedades, con un total de 235 y un incremento de 31,5% en su monto de capital, que llegó a $14.508 millones “debido a capitales dirigidos a los sectores de servicios, que registraron una evolución significativa, al pasar de $299 millones en 2008 a $1.930 millones en 2009; agropecuario y el industrial que reportaron importantes aumentos del 204,2% y 58,2%, en su orden; y el comercial, que tuvo el mayor valor, $4.237 millones, cifra que representó una variación del 48,6%. Situación diferente evidenciaron transporte y comunicaciones, seguros y finanzas, y construcción, con reducciones del 55,7%, 17,3% y 12,2%, respectivamente”.
Entre tanto, las sociedades reformadas mostraron una contracción del 83,1% del capital adicionado, al ubicarse en $15.175 millones, debido, principalmente, a la reducción en el valor reformado en las actividades de seguros y finanzas del 98,1%, al pasar de $77.589 millones en 2008 a $1.484 millones en 2009; es importante aclarar que en 2008 una empresa de este sector realizó un aumento significativo en su capital, lo que distorsionó la información en ese año”, explica.
Añade el informe que el renglón de transporte y comunicaciones registró un descenso del 83,8%, mientras que los de mayor crecimiento fueron el comercio con una tasa superior a mil por ciento; servicios, 187,2%; construcción, 171,9%; y agropecuario, 94,9%.