23 de octubre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Leyendo los labios, una joven sorda se graduó de arquitecta en Armenia

29 de septiembre de 2010
29 de septiembre de 2010

Jennifer obtuvo su título en la Universidad La Gran Colombia.

Su limitación no fue impedimento para conseguir su título de arquitecta, que le otorgó la Universidad La Gran Colombia, de Armenia.

Desde los 2 años, esta joven reconoce los sonidos por medio de la vibración y se comunica con los demás a través de la lectura labiofacial. Esto implica que, para entender lo que alguien está hablando, Jennifer debe mirarlo fijamente a los labios.

Para la hoy arquitecta, estos 10 semestres fueron muy duros, pues cuenta que le tocó vivir el rechazo de algunos compañeros. "Por eso siempre hice mis trabajos sola, pues ellos pensaban que yo no entendía nada, que conmigo no se podía entablar una conversación y mucho menos trabajar para alguna entrega o proyecto", narra con tristeza.

Pero poco a poco logró ganarse el respeto de los demás estudiantes y profesores, a quienes también les tocó aprender mucho de ella.

Aunque Jennifer no tiene una pronunciación perfecta, no tuvo lío cuando sustentó, frente a tres profesores 'cuchillas' su proyecto de grado, al que llamó 'Intervenciones urbanas integrales en el sector de la Florida (Armenia)'.

"Tardé un año en terminar este proyecto, ya que también tuve que hacerlo sola", manifiesta con orgullo.

Para Jennifer, su familia fue incondicional. "Recuerdo que mi mamá me enseñaba a gesticular y a memorizar las vibraciones de los sonidos. A ella le debo todo", dice.

Los planes de estudio y superación para esta joven apenas comienzan. Ahora el reto es terminar un curso intensivo de inglés para poder ingresar a un postgrado en Europa.