27 de mayo de 2022
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Gobierno denuncia que delincuentes peligrosos gozan de casa por cárcel

1 de junio de 2010
1 de junio de 2010

El Ministerio del Interior y de Justicia reiteró que esta situación está haciendo crisis, ya que mientras a personas que no representan peligro para la sociedad se les niega el beneficio de la casa por cárcel, peligrosos delincuentes gozan del mismo.

Por ello se remitió el documento que contiene los datos registrados en el Sistema de Información (Sisipec-Web), en el que se evidencia que de las 21 mil 887 domiciliarias registradas, un porcentaje del 50 por ciento corresponde a modalidades delictivas que tienen gran incidencia en la sociedad, razón por la cual se solicitó al Consejo Superior de la Judicatura revisar la aplicación por parte de la Rama Judicial de la medida alternativa de prisión y detención domiciliaria.

“Ya que como la norma procedimental lo establece, dicho beneficio debe concederse solamente a quienes cumplan estrictamente con los requisitos legales”, expone la carta.

Los tipos penales y el número de beneficiados con dicha medida son los siguientes:

6.945 por tráfico de estupefacientes y otras infracciones a la ley.
916 por delito de homicidio.
836 por concierto para delinquir.
138 por secuestro.
380 por acto sexual con menor de 14 años.
193 por acceso carnal abusivo con menor de 14 años.
6 por terrorismo.

Precisamente, el pasado 12 de marzo, el Ministerio del Interior y de Justicia le había solicitado al Consejo Superior de la Judicatura y a la Fiscalía General de la Nación que de ser procedente se revoque el beneficio de la casa por cárcel a cerca de 200 personas consideradas por las autoridades de Policía como de alta peligrosidad.

También pidió que se iniciaran las investigaciones por el otorgamiento del beneficio a este tipo de delincuentes, teniendo en cuenta que el Inpec identificó 18 casos dentro del grupo considerado como de relevante peligrosidad, los cuales corresponden a personas que pertenecen, entre otros, a las Farc, a bandas criminales (Bacrim) y a ex miembros de las autodefensa unidas de Colombia (AUC).
Dentro de un segundo grupo de menor perfil se identificaron 193 personas pertenecientes a estas organizaciones criminales, que se encuentran actualmente en detención o prisión domiciliaria.