26 de septiembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Desde el lunes, operará grupo especial de control

23 de abril de 2010
23 de abril de 2010

Estos funcionarios fueron seleccionados mediante un proceso en el cual se tuvo en cuenta que cumplieran con los requisitos, buen nivel de escolaridad, experiencia en empresas de vigilancia, escoltas o quienes tenían conocimiento sobre el manejo de espacio público, indicó Ómar Alonso Toro Sánchez, Secretario de Gobierno de Pereira.
   
Este grupo especial de controladores es una de las acciones de las dos grandes estrategias del Plan de Recuperación del Espacio Público, cuya estructuración la contemplan el Decreto Municipal 400 de 2010 que referencia el procedimiento para la identificación, calificación y selección de los beneficiarios de las estrategias de recuperación y preservación del espacio público y su armonización con los derechos de los vendedores informales que lo ocupan y el Decreto 401 del 2010 que estructura el Plan Integral de Manejo de Ventas Informales en Pereira.

El Decreto 400 establece el desarrollo de las estrategias donde se incluirán los vendedores informales que estén inscritos en el Registro Único de Vendedores Informales de Pereira, RUVIP, correspondientes a la zona Centro y subcentro de Cuba. En ningún caso serán beneficiarios los menores de edad.
También establece una clasificación a los vendedores informales de la siguiente manera: vendedores Informales ambulantes, vendedores informales semiestacionarios, vendedores informales estacionarios y vendedor informal temporal. Según cada especificación se implementará un procedimiento en particular.
“Las estrategias están dirigidas a los vendedores inscritos en el Registro Único de Vendedores Informales de Pereira, RUVIP, en las áreas mencionadas. Sin embargo el Decreto 400 contempla en su artículo 9, la actualización de este Registro según las novedades correspondientes a la situación de los vendedores informales”, indicó la Secretaría Jurídica de Pereira, Liliana Valencia.  
Estarán inhabilitados para ser incluidos en el RUVIP los vendedores informales que: no residan en los municipios del Área Metropolitana, tengan deudas pendientes con la justicia, suministren información falsa en aspectos susceptibles de calificación, no tengan su situación militar definida y quienes hayan sido beneficiarios de planes, programas o proyectos de reubicación o solución exitosos certificados por la Administración Municipal y se encuentren ejerciendo nuevamente la venta informal por sí o por interpuesta persona.
EL procedimiento de selección y priorización de beneficiarios para aplicación de las estrategias del Plan de Manejo, contiene la entrega de solicitudes de los aspirantes,  inscritas en la ventanilla única de la Secretaría de Planeación; el análisis de la solicitud; el análisis socioeconómico a través de entrevista y visita domiciliaria;  y el sistema de clasificación y selección de los beneficiarios.
El Alcalde (e), Jairo Ordilio Torres, afirmó que los vendedores informales también deben cumplir con deberes, responsabilidades y sanciones. Los beneficiarios deberán abstenerse de anunciar sus productos o servicios mediante la utilización de altavoces, bocinas u otros medios visuales o auditivos que alteren la tranquilidad ciudadana, no ocupar mayor espacio del asignado por las autoridades, garantizar que las mercancías comercializadas sean de procedencia lícita, y portar las facturas o documentos de origen de las mismas. Y garantizar que los alimentos comercializados, ya sea producidos por el mismo vendedor informal o por terceros, cumplan con todos los requisitos de salubridad, y dar estricto cumplimiento a las normas sobre manipulación de alimentos.
Por su parte, el Decreto 401 de 2010 establece el desarrollo del Plan Integral de Manejo de Ventas informales como una herramienta para la recuperación, preservación y armonización del espacio público ocupado con actividad comercial informal. “Este plan tiene como objetivo definir las estrategias y acciones con las que se intervendrán los sectores de la Ciudad que presentan sobre ocupación de ventas informales” afirmó Felipe Mejía Lamprea, funcionario de la Secretaría de Planeación Municipal.
La recuperación, preservación y armonización de los espacios públicos ocupados con venta informales se desarrollará mediante las siguientes estrategias:
•    Sistema de información de ventas informales –SIVIP-. Con la implementación de esta estrategia, se controlará el número de personas que ejercen la venta informal y se facilitará el desarrollo de alternativas para cada una de ella, dentro de los parámetros de la Sentencia 772 de 2003.
•    Formalización. Irá encaminada a la formalización de las ventas informales, siendo obligatoria en algunos casos.
•    Hábitat. Instrumento para cualificar los espacios públicos ocupados con las ventas informales de la Ciudad y la determinación de las zonas de transición, en que se pueda ejercer esta actividad de manera regulada y autorregulada.
•    Atención Social al Vendedor. Todo vendedor informal inscrito en RUVIP será beneficiario de los programas sociales que para la atención de población vulnerable desarrollen las secretarias de desarrollo social, político y económico, Gestión inmobiliaria y Educación. Para ello la organización a cargo de La Casa del Vendedor Informar y el Artesano gestionará el ingreso del vendedor reconocido al SISBEN y por lo menos el 10 % de los cupos asignados para cada programa de estas Secretarías deberán beneficiar vendedores informales.
•    Fortalecimiento Institucional. De acuerdo con lo señalado en el diagnóstico efectuado y lo establecido en el Pacto Cívico la Administración debe disponer de un esquema administrativo eficiente que garantice los procesos de control y gestión del espacio público.

Tanto la estrategia de identificación, calificación y selección de los beneficiarios de la recuperación y preservación del espacio público y su armonización con los derechos de los vendedores informales que lo ocupan como la implementación del Plan Integral de Manejo de Ventas Informales iniciará su fase de ejecución en próximos días.