6 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Policía Nacional capturó en Cali a piloto solicitado en extradición por narcotráfico

8 de marzo de 2010
8 de marzo de 2010

Bogotá, 8 mar. La Dirección de Investigación Criminal de la Policía Nacional (Dijín), en coordinación con la oficina en Colombia de Interpol, capturó en Cali a Orlando Castaño Méndez, piloto considerado integrante de una organización internacional dedicada al tráfico de estupefacientes desde Colombia hacia Centroamérica, y quien está solicitado en extradición por las autoridades de Estados Unidos.

Castaño Méndez, alias ‘Beto’, acusado de tráfico de narcóticos, fue aprehendido por la Dijín y la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), en desarrollo de la segunda fase de la Operación Fronteras, en la cual fueron detenidas 22 personas el pasado 8 de febrero.

La Dijín indicó que el capturado integra un sistema de tráfico de drogas de alta capacidad que cuenta con estructuras de producción, financiación, transporte aéreo y apoyo logístico. Dicho sistema está conformado por miembros de las principales organizaciones del narcotráfico en Colombia, como las lideradas por Daniel Barrera Barrera, alias ‘El Loco Barrera’; Maximiliano Bonilla Orozco, ‘Valenciano’; y Javier Antonio Calle Serna, ‘Comba’.

Según las investigaciones, alias ‘Beto’ salió del país el 28 de enero pasado desde Cali con destino a Venezuela, con el propósito de coordinar actividades logísticas relacionadas con la compra de aviones, y regresó al país el 2 de marzo regresó al país.

Castaño Méndez, acusado de transportar cocaína desde pistas ubicadas en Colombia hasta Centroamérica, al tiempo que ingresaba dinero ilegal desde Panamá en aeronaves por los aeropuertos de Cali y Bogotá, fue detenido por el delito de lavado de activos en el mes de octubre del 2008 y dejado en libertad condicional en marzo del año 2009.

En el año 2008 ingresó al núcleo de los pilotos al servicio del narcotráfico para realizar vuelos ilegales a diferentes organizaciones ilegales colombianas, algunas de ellas con contactos con carteles de México, desde varios países de Centro y Suramérica.
De acuerdo con las mismas investigaciones, el detenido era el enlace de estas organizaciones para comprar, vender y preparar avionetas para el transporte de narcóticos.