26 de septiembre de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Una candidatura en dos palabras: región y cultura

21 de febrero de 2010
21 de febrero de 2010

Al prestigioso escritor colombiano, a quien hemos entrevistado en otras ocasiones ateniéndonos exclusivamente a su quehacer literario, decidimos formularle las siguientes preguntas en una entrevista más política que cultural. Pero vemos, sin embargo, también con sorpresa, como para él, lo político y lo cultural caminan de la mano en el sendero de un país tan contradictorio como el nuestro.  

1. ¿A qué se debe la decisión de aspirar al Senado de la República ?

DSJ: Como Caribe y como colombiano, siento que es un deber presentar mi nombre a consideración de mi Región y de otras regiones del país –dada la dimensión nacional del escritor– para los próximos comicios parlamentarios. Lo hago, fundamentalmente porque la decencia, la transparencia y la honestidad deben estar presentes en el Congreso Nacional encarnadas en personas que, como dice nuestro líder Sergio Fajardo, no tengan precio sino que tengan dignidad. Considero que un solo senador electo por voto de opinión, como es mi propósito, bastaría para demostrar que en nuestra Región Caribe –y en muchas partes del país– no solo impera la política pre-pago acompañada de toda la indignidad que ella representa. Por otro lado, el sector cultural necesita quien lo represente en ese cuerpo legislativo que es, como muchas veces lo he dicho, la Junta Directiva del país.
 
2. ¿Es compatible la literatura con la política?

DSJ. Desde todo punto de vista. La Historia lo ha demostrado en muchos casos. Además, la actitud del escritor –y mucho más en mi caso– es siempre una actitud política. Ahora, si sumamos esa actitud a lo expresado anteriormente sobre la necesidad de reivindicar el nombre de la Región Caribe , el resultado es claro: ¿quién podría contribuir de mejor manera a esos propósitos que un escritor con prestigio y con información sobre la Región ? Un escritor que conoce la Región , que la siente, que la ama, que la defiende y que exalta sus valores.

3. ¿Cree que los colombianos estamos preparados para elegir por opinión?

DSJ: El país, incluso la  Región Caribe en muchos casos, ha dado muestra de que ello es posible. En el interior del país, con Bogotá, a la cabeza, sobran los ejemplos. En el caso de las alcaldías de Montería y de Barranquilla en el pasado y en el caso de María Mulata en Cartagena en el presente, se ha demostrado que sí ha sido posible en el Caribe. Pero en ese Caribe debemos dar el siguiente paso, el de elegir senadores y representantes a través del mecanismo del voto de opinión. Y estamos lo suficientemente maduros para ello. En mi caso estoy seguro de que va a suceder –lo mismo que en el caso de muchos compañeros de la llamada “Selección Colombia” de Compromiso Ciudadano por Colombia que lidera Serio Fajardo–. Ello, por el cansancio en que nos encontramos ante el ejercicio de gestiones parlamentarias que no se compadecen con los verdaderos intereses de la gente y de la Región. Es triste saber que desde 1873, cuando Núñez fue electo parlamentario a través del voto de opinión, no hayamos vuelto a elegir un Caribe en función de ese mecanismo: hace 137 años. Produce vergüenza, pero habremos de convertir en orgullo esa vergüenza.

4. ¿Es posible ganar una curul sin hacer grandes inversiones económicas?

DSJ: Claro que es posible. Sobre todo cuando se cuenta con un liderazgo como el de Sergio Fajardo y cuando se tiene un prestigio nacional que no se puede comprar con tres o cuatro o cinco mil millones de pesos, que es lo que usualmente –con excepciones, desde luego– cuesta una curul. Eso, lo vamos a demostrar: que la campaña costó apenas pocos pesos…. Sobre todo cuando se es un candidato, como yo soy,”limpio”. Ese término “limpio” tiene, obviamente, en este caso, varias lecturas.

5. ¿A qué gremio específico representa Ud.?

DSJ: Al gremio cultural y al Gran Gremio Caribe. Mire lo que he escrito en un mensaje a los gestores culturales del Caribe y del país: “Y A TI… GESTOR CULTURAL, ARTISTA, IMAGINADOR, POETA, ESCULTOR, ESCRITOR, MÚSICO, CANTANTE, CUENTERO, ESTUDIANTE, ACTOR, TEATRERO, PROFESOR, ¿QUIÉN TE REPRESENTA EN EL CONGRESO? A diario escuchamos en las noticias que el Congreso estuvo de parte de tal o cual interés –interés que la mayoría de las veces no es nacional sino de un reducido grupo–. Con ello se entiende que cada sector importante del país tiene su representación en las Cámaras Legislativas. En el Congreso tienen representación: banqueros, industriales, agricultores, constructores, cerveceros, ganaderos, exportadores… es decir, los gremios en general. Entonces, surge la pregunta: ¿Quién representa al sector cultural?  El sector cultural colombiano es uno de los más consolidados de América Latina y tiene la suficiente madurez y fuerza para exigir una representación en el Congreso. ¡Piénsalo! Te convido a considerar el apoyo a las aspiraciones senatoriales del escritor David Sánchez Juliao… y a regar la noticia para que florezca. Demostremos que nuestro sector cuenta con fuerza de opinión.

DAVID SANCHEZ JULIAO   Lista “COMPOMISO CIUDADANO POR COLOMBIA”, Sergio Fajardo,  No. 11 EN EL TAREJETON". He escrito eso y lo enviado a todos los gestores culturales del país, porque tantos años de trabajo cultural me dan autoridad para sentirme representante del Sector.

6. ¿Razones para decidirse  a votar por Ud.?

DSJ: Dos razones que gravitan en dos palabras: Región y Cultura. Y al hablar de Región, hablo de todas las regiones del país. No solo de la Región Caribe. Colombia es un país de regiones y la forma más efectiva de construir país es aquella en la que cada región se afirme en sus propios valores y en su propio orgullo regional, y que emprenda, como región afirmada en sí misma, un dialogo con el resto de regiones. La suma de esos orgullos, de esas afirmaciones, dará como resultado un país fuerte y orgulloso de sí mismo, por lo tanto… listo para producir más y mejores bienes para beneficio de la comunidad nacional y para la exportación de los excedentes de producción. Tal cosa han hecho los países europeos y más recientemente China, India y los llamados Tigrillos Asiáticos; sin olvidar a Japón, y sin olvidar el fenómeno australiano y el también fenómeno surafricano. Y en cuanto a la Cultura , lo dicho: este sector necesita quien lo represente en el Congreso, alguien que haya dedicado su vida entera a disfrutar y a padecer tal sector. Alguien con capacidad de gestión, de movimiento en las altas esferas del país… y alguien que pueda pararse en el Congreso y hablar de modo que lo escuchen con respeto y atención.