28 de septiembre de 2020
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

¿Qué hace un concejal?

Estudiante Doctoral. Magíster en desarrollo y planificación. Politólogo. Profesor universitario y consultor en políticas públicas. Interesado en educar para la política. Concejal de Manizales.
10 de septiembre de 2019
Por Julián Andrés García Cortés
Por Julián Andrés García Cortés
Estudiante Doctoral. Magíster en desarrollo y planificación. Politólogo. Profesor universitario y consultor en políticas públicas. Interesado en educar para la política. Concejal de Manizales.
10 de septiembre de 2019

A cincuenta días de las elecciones regionales para elegir alcaldes, gobernadores, concejales, diputados y ediles, se escuchan muchos discursos, algunos llenos de buenas intenciones, pero muy poco reales, otros populistas e imposibles de cumplir y otros descontextualizados que todavía cuesta mucho entender por qué las personas que dan estos discursos hoy son candidatos. Sobre ellos me quiero referir en este escrito y sobre todo a los que son candidatos a corporaciones, específicamente a los concejales, sus funciones y tareas dentro de este recinto.

Y es que es posible que hoy en Manizales hayamos batido record de candidatos inscritos para el concejo de la ciudad. Hoy, hay más de 200 candidatos para tan solo 18 curules, porque la número 19, según la última reforma política, se la lleva quien obtenga el segundo puesto en votación de los candidatos a la alcaldía. Y todos tienen derecho a participar, pues el artículo 40 de la Constitución de Colombia, como derecho fundamental le permite a cualquier ciudadano elegir y ser elegido.

Pero para la mayoría es un despropósito tener tantos candidatos, máxime cuando la mayoría no saben ni entienden que hace un concejal, y sus discursos y propuestas en la calle a la ciudadanía en general, parecen más de candidatos a la alcaldía que a la corporación a la cual están aspirando. Desde otro punto de vista, es alentador que muchas personas quieran participar y que pongan su nombre en la palestra pública, pero si ignoran sobre el proceso de su participación, más que un bien para la ciudad, terminan haciendo daño y convirtiéndose en el hazme reír de la sociedad y acarreando futuros problemas legales por estar en un lugar que no conocen ni han estudiado.

Pero la información sobre lo que hace un concejal, sus funciones, sus inhabilidades e incompatibilidades, son fáciles de encontrar, primero para que los candidatos lo sepan, y segundo y más importante para que los habitantes del municipio en general conozcan y no se dejen engañar por algunos avivatos que quieren sacar provecho de cosas que no pueden hacer. En este sentido pueden revisar la ley 136 de 1994 y la ley 617 del 2000 donde encontrarán todo lo concerniente a las finanzas del municipio y a el deber ser de las alcaldías y concejos.

Brevemente explicaré qué hace y cómo se componen los concejos. El artículo 22 de la 136, dice “Los Concejos Municipales se compondrán del siguiente número de concejales. […] Los de doscientos cincuenta mil uno (250.001), a un millón (1.000.000) de habitantes, elegirán diecinueve (19);” este es el caso de Manizales.

Desde el artículo 32 de la misma ley, se determina que un concejal solo hace dos cosas, la primera y muy importante es hacer Control Político, en este sentido los concejales “[…] podrán citar a los secretarios, jefes de departamento administrativo y representantes legales de entidades descentralizadas así como al Personero y al Contralor”, para ejercer función de control a la administración municipal y saber sobre los proyectos, planes y actividades que están ejecutando.

El segundo y que tiene la misma importancia es aprobar o no proyectos de acuerdo que presente la administración en cabeza del alcalde y sus secretarios. Los proyectos de acuerdo tienen diferentes finalidades, entre ellas está autorizar al alcalde para contratar empréstitos, comprometer vigencias futuras. También deberán aprobar o no a través de proyectos de acuerdo, el uso del suelo del municipio, debatir el POT de la ciudad, entre otras.

Por último para que las personas lo tengan claro y salgan a votar informadas, es importante que sepan que Manizales es un municipio de primera categoría y en ese sentido su concejo, según el artículo 66 de la ley 136, podrá sesionar y se le “pagarán anualmente ciento cincuenta (150) sesiones ordinarias y hasta cuarenta (40) extraordinarias al año” y cada sesión tiene un costo de 428 mil pesos. Una nada despreciable suma de dinero que no podemos pagarle a cualquiera. Por eso hay que salir a votar informados y por los más cualificados para asumir esta importante función de ciudad.

 

@julianelpolit

[email protected]