12 de diciembre de 2018

Jalón de orejas de la Procuraduría a los alcaldes que no apoyan las cárceles

5 de diciembre de 2018
5 de diciembre de 2018

Un llamado a firmar los convenios obligatorios entre las alcaldías y el Inpec hizo la Procuraduría Regional Caldas a los mandatarios de 12 localidades del departamento que no cumplieron con la norma. La advertencia la hizo Felipe Eduardo Monroy Sánchez, secretario de esa entidad de control, durante el Cuarto Comité Carcelario y Penitenciario. El funcionario agregó que es preocupante el balance del estado de salud de los reclusos en el departamento.

“Pedimos que el próximo comité carcelario departamental se haga exclusivamente con el tema de salud. Hay que diferenciar dos situaciones, la primera es la situación de internos que se encuentren en establecimientos carcelarios. Esos establecimientos tienen dificultades extremas en algunos casos, citas de especialidades represadas, vimos que en la región Occidental no se ha podido firmar convenio con el hospital. El único hospital que tiene nivel de atención II que es el de Riosucio. Esperamos que las partes lleguen a un acuerdo sin necesidad de acciones judiciales para proteger los derechos de estas personas”, indicó Monroy Sánchez.

Además, durante el encuentro se anunció que Caldas destinará 140 millones de pesos para un nuevo vehículo para el Inpec, necesario para el traslado de los reclusos.

En cuanto al balance de obras en las cárceles del departamento, el gobernador (e), Carlos Alberto Piedrahita, les recordó a los funcionarios de la USPEC, encargados de estas obras de infraestructura, que hay trabajos con avances importantes, como en los centros penitenciarios La Blanca, de Manizales, y en el de Riosucio, pero las obras  del Oriente tienen un retraso significativo.

“Hicimos un llamado a la Procuraduría y la Contraloría para que ejerzan control. No es justo que vayan dos años de ejecución y a esta fecha no se hayan garantizado en un 100% la ejecución de estas obras. Por otro lado, con el apoyo de la Procuraduría, solicitaremos una reunión con el director nacional del USPEC para que miremos cómo podemos avanzar en estos proyectos”, puntualizó Carlos Alberto Piedrahita.

En la reunión, alcaldes y representantes de los centros penitenciarios de Caldas dieron a conocer ante los organismos de control los aportes de cada municipio al Inpec y recordaron que los convenios con el Incpec son obligación, según el artículo 17 de la Ley 65 de 1993, y permiten apoyar con recursos para alimentación o transporte.

La coronel Clara Ibel Idrobo Morales, directora del Inpec regional Caldas, agradeció el apoyo que han recibido de la administración departamental. “La Gobernación el año pasado hizo la entrega de un transporte y vale la pena aclarar que ese es uno de los temas más álgidos para nosotros porque de ahí depende llevar a nuestros internos a sus temas de salud, audiencias, presentaciones y demás. Para esta vigencia se adelanta un procedimiento correspondiente desde el punto de vista jurídico para hacer la entrega de otro vehículo y uno más para el 2019”, explicó la directora.

La cifra
140 millones de pesos aporta el Gobierno de Caldas para la consecución de un vehículo para el Inpec. Con este serían cuatro los automotores entregados durante esta vigencia a esa institución.