21 de noviembre de 2018

FÚTBOL SUDAMERICANA ¿Brasileño o un colombiano? Cuatro equipos y una meta: jugar 4 partidos

6 de noviembre de 2018
6 de noviembre de 2018
Foto El Tiempo.

Hernán Bahos Ruiz

Bogotá.  (EFE).- Cuatro partidos separan a partir de esta semana a dos equipos de Brasil y dos más de Colombia de un título que para todos será la mejor e inesperada manera de poner fin a una temporada de muchos altibajos.

Sin opción alguna de disputar el título del Campeonato Brasileño al que le faltan seis fechas para su fin, Atlético Paranaense y Fluminense velan desde ya sus mejores armas para la serie fratricida que librarán a partir del 7 en Curitiba y cerrarán el día 28 en Río de Janeiro.

El Paranaense ocupa el noveno puesto con 43 puntos, a 23 del líder Palmeiras, y el Fluminense es décimo con 40, lo que torna mayor el abismo.

En la otra serie, que plantea un duelo colombiano, en Bogotá el 8 de noviembre y en Barranquilla veintiún días después, Independiente Santa Fe llega con la credencial de ser el único campeón del torneo que sigue en carrera.

No obstante, para el ganador de la Sudamericana de 2015, el año futbolístico será mucho mejor si además alcanza en la última fecha de la fase regular de la Liga colombiana un cupo en el tramo final.
Junior, mejor colocado que el equipo albirrojo en el campeonato colombiano, como su rival de turno encanta un partido y decepciona en el siguiente.

A las semifinales llegó con una victoria en Barranquilla por 2-0 sobre Defensa y Justicia y en la vuelta estuvo a punto de perderlo todo pues el conjunto argentino goleaba por 3-0 hasta que llegó un gol salvador en los últimos minutos y dejó todo en 3-1.

Santa Fe transitó un camino inverso de emociones. En casa salvó los muebles del naufragio al igualar 1-1 un partido que perdía ante el Deportivo Cali y a domicilio, cuando pocos esperaban, se impuso por 1-2.

Entre los supervivientes brasileños conquistar un título internacional importante sigue siendo una asignatura pendiente para el Fluminense y el Atlético Paranaense.

Los de Río de Janeiro estuvieron muy cerca en dos ocasiones: perdieron la final de la Copa Libertadores de 2008 y de la Copa Sudamericana al año siguiente. En ambos casos por culpa de los ecuatorianos de Liga de Quito.

Ya el ‘Furacao’ (Huracán) de Curitiba rozó la gloria al perder la Copa Libertadores en final brasileña jugada en 2005 con el Sao Paulo.

La regularidad futbolística tampoco ha sido un rasgo que defina a estos equipos en la actual versión de la Sudamericana.

En cuartos de final el ‘Flu’ decepcionó a sus hinchas al permitir al Nacional uruguayo un 1-1 en Río de Janeiro. Pero la pasión se desbordó a la vuelta con la victoria por 0-1 en Montevideo.

El Paranaense pareció dar un golpe de autoridad en el comienzo de los cuartos de final al derrotar en Salvador por 0-1 al Bahía. Pero decepcionó en casa al caer con idéntico resultado. Solo en la tanda de penaltis volvió la alegría con un contundente 4-1.

La lucha por el trofeo de máximo goleador de la decimoséptima edición de la Copa Sudamericana prácticamente ha quedado reducida a dos brasileños del Atlético Paranaense y al colombiano del Junior Luis Díaz en causa común contra los ‘fantasmas’ que dominan la clasificación, es decir, figuras de equipos eliminados.

El creativo colombiano Nicolás Benedetti se marchó con el Deportivo Cali con cinco goles que lo tienen solo en la cima.

Cuatro marcaron el venezolano del Caracas Diomar Díaz y el argentino de Defensa y Justicia Nicolás Fernández, también apeados del torneo.

Nikao, Pablo y Díaz han marcado tres goles y sobreviven en un lote de seis jugadores más que ya no juegan.

- Partidos de ida de las semifinales:
	   07.11: Atlético Paranaense (BRA)     - Fluminense (BRA)
	   08.11: Independiente Santa Fe (COL)  - Junior Barranquilla (COL)
	   
	   - Partidos de vuelta de las semifinales:
	   28.11: Fluminense (BRA)              - Atlético Paranaense (BRA)
	   29.11: Junior de Barranquilla (COL)  - I Santa Fe (COL). EFE