10 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El científico pereirano que investiga el Alzheimer…

Por Álvaro Rodríguez Hernández
13 de septiembre de 2018
Por Álvaro Rodríguez Hernández
13 de septiembre de 2018

 Por ÁLVARO RODRÍGUEZ HERNÁNDEZ

Con su primo Alberto Arias Dávila, actual contralor de Pereira, no se cansan de repetir la ronda infantil de aquellos años dorados.  Otros detalles fulgurantes de jóvenes y de arrebatos en  sus  aulas cuando la vieja nueva ola. El neurocientífico  Hermam William Moreno  Dávila, visita a la capital del Risaralda, donde nació. Frisa los 54 años de edad.

Parte de sus primos lo acompañan en la ceremonia donde le imponen la medalla  Gran Cruz de Risaralda, en la Categoría Caballero.

Recuerda Arias Dávila, cuando lo llevaba de la mano al jardín infantil. Saludo sincero. Sin aspaviento alguno. Lo mandan a pasar a la sala de juntas del despacho del gobernador Salazar Osorio. Siempre es grato retornar a estas calles grises y al verde de una ciudad emergente.

Herman es el hijo de Uriel, fallecido y su madre,  María Isabel, que le acompaña. Aparece con una sencillez que derriba distancias. En una camisa blanca y una monturas grandes que le dejan ver el mechón o mota que sobresale en su glorioso cuerpo. Recuerda la lectura atrapadora de  Steveson sobre La Isla del Tesoro  y la Utopía de Moore

Su vida ha transcurrido montado en  un avión bajo los sueños y evocaciones de moléculas, cerebro, neurociencia,  conferencias y docente. Le apasiona ser docente desde que la universidad de New York lo acogió. Hoy es distinguido por sus aportes a combatir la enfermedad del Alzheimer.

Es visitado por estudiantes y pares de muchos lugares del mundo. Es escuchado.  Por eso mañana en Estados Unidos y después en el más insólito lugar del planeta en este cosmos por el cual lucha como reinventando el cerebro  que todavía  guarda grandes enigmas.

Mantiene en el mejor sentido de la palabra en un laboratorio este estudiante egresado de la Universidad de Caldas que de mozalbete hizo primaria en el colegio Liceo Los Andes de Pereira en el viejo establecimiento del ex alcalde Juvenal Mejía Córdoba, conocido como vaca brava.  Tiene una hermana que labora en Bogotá, hace ya largo tiempo. Martha Cecilia  Moreno Dávila. Economista de la Libre, recuerda Alberto Arias, mientras dan paso al ceremonial.

Es un orgullo tenerlo en una conferencia en la ciudad. A explicar los males del Alzheimer, los factores genéticos, el envejecimiento, el lenguaje electrónico de las neuronas  y sus nuevas causas  para viejos males bajo la lupa de las canalopatías.

El médico  Moreno Dávila, es un apasionado científico en materia de neurofisiología, canales iónicos de las neuronas, canales de calcio y transmisión sináptica , neurología cognitiva, neurociencias, alzheimer y otras demencias. Un aporte a la humanidad.

Humanista ante todo. Ser humano crítico, excepcional, en el discurso que plasma en la orden que le impuso el gobernador del Risaralda, en su paso por Pereira.

Está en la cumbre de investigaciones. Lo llaman de muchos y apartados lugares. De él cuentan que Rodolfo Llinas, tiene numerosas anécdotas, lo acogió después de hacerle varias visitas y considerar hoy que sus trabajos  serán reconocidos como aportes a la humanidad, hecho que de por sí, ya son una realidad. En favor del ser humano. He ahí el mérito de este hombre, ahora, en una vieja silla  que da fondo al lugar donde se realiza la sala de juntas del mandatario seccional.

Se levanta, lee un texto redactado en un vuelo de regreso a la Perla del Otún que lo vio nacer.Así como entró, salió en medio de cables y viejos nuevos paradigmas del Alzheimer del cual habló en profundida en la capital del Risaralda. Al fin die cuentas su tierra.