Jose Luis Cámara 2018-2022
Uribe –Vargas Lleras: ¡duelo de titanes!

Por ÁLVARO RODRÍGUEZ HERNÁNDEZ

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La parodia de una clásica ciclística, se traslada a la política. Ambos pedalean. Fogueados como pocos en el mundo electoral, esta semana coinciden en Pereira.

Uribe, busca recomponer una hosca coalición de centro derecha que le posibilite sobrevivir para la segunda vuelta.  Colombia asiste a un tinglado abierto por hacerse a mayorías que les proporcione  el mejor escenario. Tiene candidato propio el Centro Democrático (Iván Duque), contrario a #Mejor Vargas Lleras que soltó a Cambio Radical mientras busca anclar votos  (firmas) de otros partidos.

Es claro. El escenario hoy, le favorece. Hablo de Vargas Lleras mientras la hora cero se cierra de manera dramática para saber quiénes van. Una apacible coalición termina en llamas si este fin de semana no hay sensatez. El ex procurador Ordóñez es una piedra en el zapato. Lógico, que no se deja sacar de un partido que de manera desesperada busca candidato.  Ha sido fiel al uribismo ¿Cuántos de los Honorables Congresistas,  llegan donde Vargas Lleras y cuántos al redil de Duque? (A todas éstas,  ¿dónde juegan en este proceso la dupla Merheg – Rivera?)  ¿Qué arrastra si se atreve a quemar nave sola, Martha Lucía Ramírez? ¿Qué, Alejandro Ordóñez? El ex presidente Pastrana decidió aplazar la partida e irse molesto a Europa.  Juan Carlos Pinzón, el ex ministro bandera de Santos, busca vestirse de azul.

Mientras esto sucede, la Coalición Colombia se siente cómoda y se da lujos de colocar peligrosas talanqueras en esto de tener que tragar sapos. Ríen, no lloran. Hay un extraño confort. Lo que sí es claro, está sucediendo: en la corta carrera al Congreso, la elección presidencial sepultó, dejó en un segundo plano este proceso marcado por la incertidumbre.

Mientras ello acontece, hay un urgente colapso: política de necropsia. Las estadísticas por asesinatos de ex combatientes de las farc – fuerza alternativa revolucionaria del común – apenas es un disparo sobre el féretro de la democracia.  A un segundo plano en el comercio minorista y mayorista del voto.

El espejo político en el espectro o los lomos del Risaralda, marcó así: CR, obtuvo 12.798 votos al senado y para la Cámara, 30.613. El CD, en la vidriera política, por su parte: 54.231 sufragios   y 30.723, respectivamente. Nada despreciable. Esas sumas, se verán la cara  en Pereira, esta semana en un “duelo de titanes”, como en una carrera ya vista. Terminará Vargas apoyando a Duque  (léase Uribe) o viceversa? ¿Ninguna de las anteriores? ¿Destrozados?

No hay tiempo para curso de mimo. La política es muy seria para dejarla al garete.

Los partidos hoy están colgados de las tirantas o cargaderas de Ordóñez de las matemáticas puras de Sergio.