Es hora de golpear con eficacia los eslabones más fuertes de la cadena del narcotráfico, en lugar de perseguir a campesinos o adictos

El Presidente Santos durante su intervención ante la Asamblea de Portugal. Allí señaló que en los últimos siete años los dos países se han acercado mucho más que en cualquier otro periodo de la historia.

​Lisboa, Portugal, 14 de noviembre de 2017. Ante el pleno de la Asamblea de Portugal, el Presidente Santos afirmó que el conflicto colombiano hubiera terminado mucho antes si no hubiera sido por el combustible del narcotráfico.

“Estoy convencido de que llegó la hora de cambiar de estrategia. Llegó la hora de buscar la forma de golpear con más eficacia los eslabones más fuertes de la cadena –los que lavan activos y producen insumos–, en lugar de seguir persiguiendo a campesinos cultivadores o a los mismos adictos”.

Así lo planteó el Presidente Juan Manuel Santos al intervenir ante la Asamblea de la República Portuguesa, este lunes en Lisboa, como parte de su Visita de Estado a este país europeo.

En su discurso, el Jefe de Estado consideró que el conflicto colombiano hubiera terminado mucho antes si no hubiera sido por el combustible que significa un problema para Colombia y para el mundo entero: el narcotráfico.

“El negocio de las drogas ilícitas está detrás de la violencia, la corrupción y el crimen en casi todo el planeta, y tenemos que reconocer que la llamada Guerra contra las Drogas –que lleva medio siglo– no la hemos ganado ni la estamos ganando”, sostuvo.

Al hablar como “representante de una nación que ha sido tal vez la mayor víctima de este negocio sangriento”, el Mandatario dijo que en Colombia el negocio del narcotráfico financió a las guerrillas y a los paramilitares, y “nos arrebató a muchos de nuestros mejores” soldados, policías, jueces, periodistas y líderes políticos.

Al concluir su discurso, el Presidente de Colombia consideró que Portugal es un ejemplo en el tratamiento del problema de las drogas desde una aproximación humana y de salud pública, y que “ese es un modelo que el mundo debe mirar con interés”.