FONTUR 2016
Mal comienzo
Hernando Arango Monedero
hernando arango
Si alguien se imagina que ese mal comienzo es para “la” FARC, Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, se equivoca. Ese mal comienzo es para la democracia colombiana. Ahora, ya estamos notificados de que el país será otro desde ahora, cuando la FARC reunió en la plaza de Bolívar de Bogotá una muestra de lo que es su fuerza en su naciente partido. Allí acudieron cerca de 90 mil personas, capacidad aproximada de la plaza.

Allí se reunieron los excombatientes de las FARC, de quienes pensamos debían estar en las zonas de concentración hasta tanto se les definiera su participación en actos de crímenes de lesa humanidad, pero parece que tal cosa no es de estricto cumplimiento. Acudieron muchos estudiantes de las universidades, entre ellos de destacar los de la Universidad Nacional, como quiera que proclamaban su presencia en la concentración. Acudieron algunos que portando banderas de Cuba, nos harían presumir que eran cubanos que viven en Colombia. También algunos enarbolaron banderas con emblemas relacionados con el famoso Che, de quien se dice que fue el más criminal de quienes participaron en la purga que en Cuba se dio para acallar las voces disidentes de los inicios de la revolución.

Notificados estamos pues. Y debemos estarlo más, máxime cuando  los Agentes del Orden en Colombia, la Policía, hizo presencia en la plaza en cumplimiento de la función que constitucionalmente le ha sido asignada, la de conservar el orden, y acudieron con sus bastones de mando, más no otra arma. Y, ¡Oh sorpresa! Allí, en la plaza, se encontraban los miembros de la seguridad de la FARC, estos sí armados como corresponde a escoltas de los jefes máximos de ese partido político, escoltas que se encontraban por todas partes e impartiendo órdenes a diestra y siniestra e incurriendo en desafueros con los Agentes del Orden, de quienes hacían burla por su presencia allí.

Quedamos notificados pues de lo que se viene pierna arriba con la presencia de la Rosa por doquier en nuestro país. Rosa que, de ahora en adelante, no será el símbolo de la delicadeza que en tiempos pretéritos se nos enseñó y con la cual no era permitido tocar a mujer alguna. Más, era símbolo de amor, aprecio y quizás compromiso de los hombres para con las damas. Ahora será garrote para hacer lo que se venga en gana, para ofender a las Fuerzas del Orden como quiera que, la apertura a este nuevo partido, le garantiza inmunidad para ello.

Y no es que pretenda que la FARC no haga sus reuniones, no proclame sus principios. No! En absoluto, faltaba más. Las FARC entregaron sus armas asesinas y tomaron el camino del debate y las ideas, pero mal arrancaron con la demostración que en la plaza de Bolívar en Bogotá dieron de la forma como actuarán en el futuro. ¿Será que aún conservan los arrestos que dicen haber dejado atrás, y que les permitió matar para que su ideario prevaleciera? ¿Será que vamos a enfrentar tal conducta sin decir palabra exigiendo el control debido a sus manifestaciones?

Y, ahora me pregunto: ¿Será que nadie en el Gobierno supo de este tipo de procederes? ¿Prefieren callar?

Bueno, en nuestro país todo puede esperarse. La demostración que en los últimos días se nos ha dado, permite pensarlo.

Manizales, septiembre 6 de 2017.

P. S. Sea bienvenido Francisco y su mensaje de paz, reconciliación, justicia, perdón y reparación.  Amén.
  • Norman De Sola

    Dr. Hernando, colega y amigo:

    Tristemente no hemos comprendido la piedra angular del catecismo de los Marxistas-Leninistas, que reza asi: ” Son validos todos los medios de lucha,” incluyendo las elecciones que las democracias ingenuas les brindan. Después de elegidos, viene el Castro-chavismo-Madurismo, o si no creen, miren a Venezuela!

    Norman

  • téngaseencuenta

    Edificarom sobre bases débiles, hay pugnas internas, líderes que regresaron al monte, a matar, a traficar.
    Quién les cree?
    Los asistentes a la Plaza de Bolívar, son sólo eso, asistentes, curiosos.