FONTUR 2016
El fique cultivo promisorio y rentable

Comunidad y Desarrollo

uriel ortiz

En Aranzazu – Caldas, municipio que desde hace más de sesenta años viene celebrando las fiestas de la cabuya, abrirá sus puertas para el sábado 22 de julio, con el fin de celebrar el foro: llegó la hora del fique, donde se darán a conocer los últimos avances técnico – científicos,  sobre el cultivo, que además pretende ser la sustitución de las bolsas plásticas.

El foro: llegó la hora del fique, está dirigido a: cultivadores, industrializadores, artesanos y comercializadores del fique y sus productos, habrá exposición de artesanías y demás productos elaborados por diversas organizaciones.

Si el gobierno a través de los Ministerios de Agricultura y Medio Ambiente, quiere contribuir a generar miles de empleos directos e indirectos, y aliviar la grave situación que se está presentando con la prohibición de las bolsas plásticas, que no dude en fomentar el cultivo del fique, por tratarse de ser la única fibra biodegradable y amigable con el medio ambiente.

La Federación Nacional de Cafeteros también tendría una buena oportunidad para promoverlo como cultivo de diversificación, con la enorme ventaja que en todas las fincas cafeteras se cultiva en mayor o menor escala.

El cultivo e industrialización del fique en la etapa posconflicto, podría también posesionarse como cultivo de generación de empleos tanto directos como indirectos dentro de la población desplazada y reinsertada, la razón es muy sencilla: en mayor parte los desplazados y reinsertados son de origen campesino, todos con conocimientos sobre el cultivo del fique, que en los actuales momentos dado el debacle de los polietilenos y polipropilenos, por no ser biodegradables, ni amigables con el medio ambiente; podría empezar a cultivarse en gran escala con canales de industrialización, comercialización, y buenos dividendos para sus participantes.

Asistirán funcionarios del ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural; Medio Ambiente; Artesanías de Colombia, Federación de Cafeteros y funcionarios de la gobernación de Caldas, quienes expondrán desde las perspectivas oficiales, el pensamiento del gobierno sobre tan importante cultivo, que ante la prohibición de los empaques de polietilenos y polipropilenos, prometen ser fuente importante de desarrollo para el sector agroindustrial de nuestro País, con magníficas posibilidades de exportación.

Existen razones de peso para motivar al gobierno, pero muy especialmente a quienes manejan la etapa posconflicto, pongan su mirada en el cultivo y agroindustrialización del fique, puesto, se pueden organizar, además de su cultivo, la producción de bolsas o talegos en fibra de fique con el fin de suplir la falta de las bolsas plásticas.

Una ventaja con el cultivo del fique, es que para los señores reinsertados y desplazados, no es desconocido, en su mayoría los campesinos de las zonas cafeteras, ganaderas, arroceras y cacaoteras, además de otras regiones, son conocedores del cultivo y están familiarizados con él, puesto que desde siempre lo vienen utilizando como un medio de cerca en sus predios rurales.

Hay estudios técnico científicos que muestran los valiosos desdoblamientos que tiene el fique en sus diferentes modalidades, es decir, ya no es simplemente para producir costales o cordeles, el fique posee un impresionante eje agroindustrial, que el común de los campesinos desconoce, puesto que su cultivo y producción había estado totalmente opacado por la bonanza de los empaques de polietileno y polipropileno.

Quienes vayan a incursionar por los proyectos productivos del fique, pueden estar absolutamente seguros que tanto la fibra, como los empaques y artesanías tienen mercado asegurado, además, de otros derivados como el bagazo y el sumo, son materias primas para la elaboración de productos varios como el abono, licores y útiles de tocador.

Hay más de 180 variedades de fique, unas más rentables que otras, cuya rentabilidad depende de los estados climáticos y del tipo de suelo donde vaya a sembrarse,  sin embargo, los de las zonas cafeteras conservan una misma identidad, producción, cultivo y rendimiento, están sujetos al buen manejo que se dé a la extracción de la fibra, y en la forma de almacenar el bagazo y los sumos que resultan del final del proceso.

Para conocer los beneficios y desdoblamientos agroindustrializados, dentro del foro: llegó la hora del fique, se dictará una conferencia, donde nos daremos cuenta de todas las propiedades técnico científicas que tiene este cultivo.

 

[email protected]