Villamaría y Manzanares son monitoreados por puntos críticos

 

Manizales, 21 de abril de 2017. Las fuertes lluvias de las últimas horas afectan dos municipios de Caldas.  El primero es Villamaría, que presenta puntos críticos tanto en la zona urbana como rural.

El alcalde del municipio, Juan Alejandro Holguín, da cuenta de 80 familias evacuadas por estar en zonas de alto riesgo, sobre todo en barrios como Molinos y Santa Ana.

El mandatario se reunió con el director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, Carlos Iván Márquez, quien se comprometió con subsidios de arrendamiento y maquinaria pesada para remover los derrumbes y movilizar rocas de gran tamaño.

Organismos de socorro de esta localidad trabajarán en la parte alta del barrio Molinos con el fin de depurar el represamiento de la zona alta de la montaña. De esta manera, se busca evitar que el agua se acumule y baje fuertemente sobre las viviendas ubicadas en el sector.

De otra parte, la vía entre Petaqueros y Manzanares, en el sector Llanadas, amaneció con caída de lodo, lo que obligó a su cierre total.  Sin embargo, al mediodía y con labores de maquinaria del Departamento se habilitó nuevamente a un carril, pero con monitoreo constante y cierre después de las 6:00 de la tarde.