FONTUR 2016
Los visitantes de Trump y la carta de Uribe

Por Horacio Serpa 

serpaNo es mucho lo que se conoce de la visita de los doctores Pastrana y Uribe al Presidente Trump, celebrada en los Estados Unidos el viernes de pasión. Se comenta que hablaron del proceso de paz en Colombia y de la situación en Venezuela, y se supone que los expresidentes fueron largos en hacer comentarios, nada edificantes, sobre el Presidente Santos. A eso fueron.

Sería importante saber quién invitó a quién. Si Pastrana y Uribe gestionaron la cita fue porque consideraron que era hora de ponerle quejas al Mandatario Estadounidense. ¿Para ello colaboró el doctor Pinzón, Embajador ante la Casa Blanca? Si así fue, ¿estuvo enterado de la diligencia el Presidente Santos? ¿Santos autorizó esas gestiones para que fueran a hablar mal de él? Ni de fundas. Por eso es dable considerar que los expresidentes tienen sus amigos en esas altas esferas y no necesitaron ninguna ayuda oficial. Las relaciones entre gente importante de la derecha son cercanas, efectivas, y abren todas las puertas.

Pero que el menú de esa reunión fue carne de Presidente, no lo dude nadie. Debieron calentársele mucho las orejas al doctor Santos, pues los cuentos, con seguridad, fueron interminables. Lo menos que dijeron los acusetas fue que Colombia se había vuelto un régimen represivo, maduro-castrista, en el que la prensa está amordazada y las cárceles se encuentran llenas de partidarios suyos a los que la satrapía santista mantiene abandonados, a pan y agua. También le dirían que tenemos una nueva Constitución hecha por Timochenko y que sus muchachos, fusil al hombro, recorren de lado a lado la carreta séptima gastando a manotadas los dólares que acumuló el cartel narcotraficante más poderoso del mundo.

Parece una caricatura, pero eso es lo que ellos dicen aquí, a diario. Fue la misma cantaleta de la carta al Congreso Norteamericano. Que Colombia es una Venezuela al cuadrado, que el Presidente Santos es un usurpador, que no tienen garantías para oponerse al neo-comunismo y que el proceso de paz es solo un embeleco que se ha utilizado para aumentar el narcotráfico y destruir a nuestra patria inmortal.

El expresidente insiste en que el gobierno usurpó el mandato ciudadano y escamoteó los resultados que en el plebiscito negaron el Acuerdo con las Farc. Mala memoria. La misma noche plebiscitaria los partidarios del NO salieron a decir que también estaban por la paz y requirieron unas modificaciones al documento de La Habana. Hubo muchas reuniones, a ciencia y paciencia de todos, y finalmente se estructuró un conjunto de propuestas que fueron discutidas en la Mesa negociadora, las cuales se aceptaron casi en su totalidad Se hizo un nuevo Acuerdo.

Lo único que no se aceptó fue la orden de que se metiera a la cárcel a todos los guerrilleros sin ninguna clase de análisis y que nunca pudieran participar en política. Vale decir, los puntos vitales, según experiencia internacional, para poner fin a un conflicto armado interno. ¡Así no se puede!

Bogotá, 18 de abril_ RAM_

  • ROGELIO VALLEJO OBANDO

    Un 12 de abril de 1908, vino a èsta linda tierra el que con el correr del tiempo se transformò en el Estadista nùmero 1 del siglo XX. Partiò a su reservado espacio celestial un 27 de septiembre de 1994:

    *** CARLOS LLERAS RESTREPO ***

    Colombia ha tenido muy pocos Estadistas. Uno de ellos fue Carlos Lleras Restrepo, ser humano inolvidable y virtuoso por las grandes lecciones de respeto por El Estado, como por el servicio público. Trabajador insomne, que se mantenía en constante posición de estudio y análisis para hacer de Colombia un país con equilibrio social.

    Su gobierno, denominado como el de La Transformación Nacional, fue una muestra efectiva de sentimiento y equilibrio social. La creación de importantes como productivos institutos descentralizados le dio mucho vigor al país. Fue tal su grandeza que no se dejó subordinar del Fondo monetario internacional, que “ordenó” fuerte devaluación.

    Un Economista muy destacado, que armó en compañía de otros estudiosos y analistas, con mucho sabor de Patria, defendiendo intereses de la nación: El Decreto 444/67 Toda una obra de un economista con sentimiento nacional.Tuvo momento aciago en su Presidencia, que resolvió con categoría y mucho valor civil. Nada de temblarle la voz ni su físico. Diciendo y haciendo: El acuerdo del Frente nacional tenía que defenderlo, como en efecto lo hizo.
    Escritor maravilloso que nunca hizo uso de los llamados escritores fantasmas. Su temperamento y estilo personal fue de tal condición, que no se expuso a la subasta pública y al irrespeto.

    Fue todo un “cerebro de obra” que no se dejó amilanar por los envidiosos e insidiosos, que no faltan en ese mundillo de la politiquería, que no Política; que es magnitud respetada por los hombres eximios.
    Analistas rigurosos dijeron en su momento del Ilustre CARLOS LLERAS RESTREPO que,

    ” No hay aspecto que desconozca y que él no examine minuciosamente, que es por cierto una de sus características como administrador público. Su gobierno toca los temas básicos del país. Su administración se caracterizó por formar una sociedad más justa e igualitaria, de acuerdo con su pensamiento liberal. Tuvo afán de que lo económico y fiscal obedeciera a principios de planeación. Enunció su tesis central de crear una economía humana, que fue principio esencial de su pensamiento”.

    Hay que decir que lumbreras como èl, son muy escasas hoy por hoy en Colombia. La polìtica y la administraciòn de lo pùblico es lo màs “Anticarloslleras” que se pueda ver.

    ————
    Carlos Alberto Lleras Restrepo (Bogotá, 12 de abril de 1908 – 27 de septiembre de 1994) fue un abogado y político colombiano, que ocupó el cargo de Presidente de Colombia durante el período 1966–1970 por el Partido Liberal. Wikipedia.
    ————