11 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Caldas entre los departamentos que están en riesgo de vivir un fenómeno similar al de Putumayo

9 de abril de 2017
9 de abril de 2017
Este derrumbe amenaza con represar el río Chamberí que recorre regiones de Aranzazu, Salamina y La Mered.

Manizales, 10 de abril de 2017. Antioquia, Boyacá, Caldas, Cundinamarca, Huila, Norte de Santander, Quindío, Risaralda, Santander y Tolima son los más susceptibles a un derrumbe, según un informe de «El Espectador».

A su vez, el diario bogotano se basó en un informe de mayo de 2015 del Instituto Geográfico Agustín Codazzi sobre las zonas de Colombia más propensas a padecer derrumbes e inundaciones, un escenario que a su vez estaría relacionado con el exceso de ganadería, cultivos en zonas de alta pendiente y deforestación.

Algunos de los apartes más preocupantes de este análisis de «El Espectador», son los siguientes:

Según el mapa, el 18,7 % del país enfrenta una amenaza alta o muy alta de derrumbes o movimientos en masa, un porcentaje que abarca 21,3 millones de hectáreas distribuidas en 24 departamentos.

Los puntos más críticos están en la región Andina, lo que significa que Antioquia, Boyacá, Caldas, Cundinamarca, Huila, Norte de Santander, Quindío, Risaralda, Santander y Tolima son los más susceptibles a un derrumbe, en gran parte porque 8,4 millones de hectáreas están sobreutilizadas y erosionadas por el exceso de ganadería y cultivos en zonas donde no hay vocación agropecuaria. No obstante, se insiste en transformar el suelo.

El departamento de la región con una situación más crítica es Caldas, que tiene el 54,4 % de su área afectada por la actividad agropecuaria no controlada, es decir, cerca de 404.000 hectáreas. Sin embargo, los que cuentan con mayor cantidad de hectáreas sobreutilizadas son Antioquia (2,1 millones), Santander (1,3 millones) y Tolima (1,07 millones).