11 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Otras opciones de dulces para este Halloween

30 de octubre de 2016
30 de octubre de 2016

La salud de sus hijos este 31 de octubre

dulces

  • Los azúcares son necesarios en la alimentación de los niños por la cantidad de energía que aportan. Lo importante es que la ingesta de estas no provenga de azúcares refinados sino de fuentes naturales, tales como las frutas. 
  • Los niños menores de 5 años no deberían consumir azúcares refinados, pues estos conllevan a que sufran problemas de salud oral, tales como la formación de placa bacterial, y riesgo de sobrepeso, obesidad y diabetes. 
  • Entre los 2 y los 5 años los niños aprenden a comer, por eso la importancia de construir hábitos de alimentación saludables en esta etapa de crecimiento y evitar las “golosinas” procesadas y las bebidas azucaradas.

Bogotá octubre de 2016.-  El 31 de octubre se caracteriza por la cantidad de disfraces y dulces en las calles y el primero de noviembre por la gran cantidad de niños que acuden a urgencias por abusar del consumo de golosinas. Oscar Quintero, médico gastroenterólogo pediatra de la Fundación Cardioinfantil y Presidente del Colegio Colombiano de Gastroenterología Pediátrica, afirma que no hay alimentos buenos o malos, sino el exceso o la deficiencia de algunos alimentos en el marco de una dieta inadecuada es lo perjudicial.

halloween dulces“Es importante que los padres de familia sepan que no todas las golosinas son chatarra” menciona Quintero y que la educación alimentaria viene desde casa. Además, añade que “durante los primeros años de vida se aprenden los patrones de alimentación. El condicionamiento y la predisposición por ciertos sabores y alimentos se da en etapas tempranas de crecimiento y por eso es necesario incluir otro tipo de dulces en la dieta de los niños” finaliza el especialista.

Algunas recomendaciones para este 31 de octubre son: 

  1. Opte por dulces hechos a base de frutas y mieles.
  2. Si su hijo va a consumir dulces hechos con azúcar refinada, fíjese en la etiqueta nutricional del producto.
  3. Se aconseja evitar dejarle la bolsa de las golosinas a los pequeños. El adulto debe ser la persona que administre la ingesta de los dulces en los niños.
  4. Hidrate con agua al pequeño varias veces al día y en el momento que consume dulces, procure que esta ingesta haga parte de alguno de los tiempos de comida del día.

Oscar Quintero además cuenta que normalmente cuando hay un exceso en la ingesta de dulces pueden presentarse síntomas digestivos como náusea, vómito, cólico o diarrea. En estos casos se recomienda aumentar la cantidad de líquidos y vigilar la temperatura. “Si hay dolor excesivo o no se tolera la ingesta de alimentos se recomienda consultar, lo antes posible, con el médico pediatra” menciona el doctor.