11 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Los enemigos no asolapados de la paz!

30 de marzo de 2016
Por Luis Fernando Rosas
Por Luis Fernando Rosas
30 de marzo de 2016

Por Luis Fernando Rosas Londoño

luis fernando rosasEn el Gobierno de Belisario Betancur nuestro paisano fallecido Otto Morales Benítez acuñó la frase  “Los Enemigos asolapados de la Paz” cuando, como presidente de la Comisión Nacional de Paz, en compañía del Aguadeño John Agudelo Ríos quien lo reemplaza, en su renuncia a dicha Comisión, utiliza esta definición para afirmar que : “disparan contra la Paz desde cualquier lado y muchos se esconden y no ponen la cara muchos están dentro del Gobierno y por fuera de él,  no apoyar la paz significa retroceso y  con la palabra, nada de negociar con esos vagabundos es para esconder los errores del paramilitarismo,  la corrupción y la ausencia de verdaderas reformas”.

Las reformas.

El Hombre del Ingruma, Otto, no está lejos del actual  momento histórico.  El gobierno de Juan Manuel Santos es quien más ha avanzado, pero como se le han atravesado ya no los agazapados, lo hacen de frente sectores que muestran su inconformidad por hacerse el proceso de  cara al país. Es una coyuntura respetable que debe construir con solidez la tesis partidos de Gobierno y Oposición, así para mí modesta opinión estén equivocados  quienes se oponen visceralmente a la resolución de un conflicto histórico. Lo expresado por el hombre de la “carcajada pegajosa y feliz” sigue vigente parcialmente. Las Farc deben poner de su parte, no dilatar y aprovechar innumerables apoyos Internacionales y Nacionales. Al Presidente Juan Manuel Santos todo el respaldo en el anhelo de lograr la Paz.

Desde Belisario hasta hoy todos los Gobiernos intentaron hacer la Paz, para mí resolución de un conflicto, el más grave y no lo lograron. Cuántas veces lo han intentado administraciones anteriores y no avanzaron y cuando algunas personalidades han estado cerca  sufren la persecución silenciosa de quienes defienden un statu quo paquidérmico y desigual. Por muchas razones la salida seria y de fondo es una Asamblea Nacional Constituyente, el plebiscito puede ser un primer paso para llegar a  cambios de forma no de fondo. La justicia pierde todos los días credibilidad y la manera como se escogen Fiscal , Procurador , Contralor, el Congreso, un tema que no trató la Constituyente, el Nepotismo , el sistema electoral todos los días deja más dudas, las relaciones Internacionales, la regionalización del país y la búsqueda de una Nación no anquilosada. En esto el sector privado debe respaldarse para que la confianza inversionista renazca pero que algunos no sean asolapados. Por ejemplo hay que revisar con la “Linterna de Diógenes” lo que pasó con el Fondo Nacional del Café. Quien tendrá la razón?

Los opositores al proceso.

En mi caso personal, tengo una excelente relación personal con el Ex Presidente Álvaro Uribe Vélez. Recuerdo cuando, siguiendo la visión futurista y  “Leyendo el vuelo de las Aves” que me enseñó un amigo,  se ha insistido que la Paz  es con Todos y el doctor Uribe Vélez es fundamental, pero los últimos casos judiciales han complicado el camino andado. Estoy seguro el jefe máximo del Centro Democrático entrará en razón. No comparto la forma como algunos amigos del Ex Presidente se le atraviesan al proceso . Quien ha sido visionario y merece respeto por su situación es el Ex Ministro quindiano Diego Palacio. Hay que comprender sus razones. Por ejemplo nunca el Salamineño Alberto Velásquez había hecho política, no sabía de esos tejemanejes cuando lo designaron Secretario General de la Presidencia de la República. En esa época, quien escribe, ocupaba el cargo de Director de Asuntos Políticos y Electorales del Ministerio del interior (Hoy Vice Ministro) y me pareció un error inmenso,  la inclusión de  temas  propios del  Congreso en el referendo y especialmente temas laborales. En esa Corporación triunfamos pero en la urnas fue fatal el resultado.  El paisano Velásquez Echeverri fue respetuoso y cumplió con la ley.

Le deseo suerte a los marchantes del Centro Democrático este dos de Abril, mí invitación es para que apoyen el proceso de paz, y no mostrar que se marcha por otras razones. Deben recordar que hace un año convocaron otra manifestación y no les fue bien.  La paz se hará con o sin Uribe y no saben el error que cometen si continúan en esa línea de oponerse. Lo afirmo con respeto republicano.

Cómo me gustaría que el ex Presidente Uribe renunciara al Senado y verlo liderando como resultado final al proceso de Paz  su lista a una Constituyente popular. Eso lo expresé en el programa la Barbería del paisano William Calderón y me ocasionó dolores de cabeza que se me quitaron con una aspirina a los ocho días. El doctor Uribe Vélez nació en el Liberalismo, en el Partido que muchos hemos dejado, pero las ideas No. Sé que en el fondo de su corazón recuerda que un Liberal es quien sabe escuchar los “Vientos de la Reconciliación desde el Centro pero el Democrático”.

Nota al Margen: Paz en la Tumba de un gran Conservador Marino Jaramillo Echeverri quien fue autor central de la candidatura Presidencial de Belisario Betancur, pero este ex Presidente  demostró ingratitud con quien merece homenajes de su Partido y del país.