13 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

El Concejo de Bogotá solicitó la suspensión del torneo de fútbol

25 de septiembre de 2013
25 de septiembre de 2013

Tras las dos muertes violentas en la noche del lunes por cuenta de fanáticos de fútbol, el concejal Roger José Carrillo lamentó los hechos, al tiempo que pidió impulsar verdaderas medidas de prevención y de contención para evitar que este mal siga incrementándose en la ciudad.

“Acciones de tipo pedagógico, policial, legislativo y comunicacional -por parte de los medios masivos-, deben unirse para que no se apliquen pañitos de agua tibia cada vez que aparece un hincha asesinado”, dijo el cabildante.

Carrillo apoyó la medida del gobierno distrital de suspender el partido entre Millonarios y Nacional, y pidió que se planifique en Bogotá un plan de choque para evitar que estos hechos lamentables sigan sucediendo.

“Una normatividad legal rígida especificada para este tipo de eventos deportivos es una base para combatir la violencia del fútbol en Bogotá”. Para ello, el concejal Carrillo pidió inflexibilidad con estos “hinchas perversos que ponen de luto el deporte en la ciudad”.

Sostuvo que ya es hora de que exista la clausura de los estadios para estos mal llamados fanáticos del fútbol, y elaborar una lista de estos violentos para que la ley sea rígida con ellos. Aun así, lamentó que los brotes de violencia se hayan trasladado de los estadios de fútbol a las calles, prácticamente, de toda la ciudad.

“Y por eso es necesario un plan preventivo para este tipo de eventos. Para que las medidas no sean solo de choque”, agregó.

En este sentido, enfatizó en que deben implementarse acciones educativas, “desde el hogar, el colegio, los medios de comunicación y la misma policía para que el respeto, la tolerancia y los demás valores humanos sean repisados como pilares de convivencia”.

Explicó que “el hincha del fútbol que le teme al policía, con un plan pedagógico va a escucharlo, por ejemplo, en los intermedios de los partidos”, resaltó el concejal del Partido Conservador, quien aseguró que también los medios masivos de comunicación deben hacer una auto reflexión sobre la forma como están manejando las pasiones colectivas desde sus páginas y micrófonos.
De hecho, cree que se justifica una campaña masiva, en los mismos medios, para combatir la violencia en el fútbol.

“La educación debe incluir programas para la prevención del consumo de drogas y alcohol porque diversos estudios aseguran que estos componentes están inmersos dentro de los llamados barristas”.

También recordó que el fútbol es un elemento vital dentro de la sociedad moderna en el mundo, y como tal, debe tener un tratamiento especial para evitar hechos trágicos como los del pasado lunes.

Finalmente, dijo que “se deben mantener y afianzar las medidas para que no ocurran enfrentamientos entre las hinchadas rivales, como la prohibición de entrada en el estadio para los aficionados visitantes, la optimización de la tecnología con las cámaras de video, el derecho de admisión 2 de los clubes para evitar que ingresen provocadores, y otras más”.