21 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Caldas tiene cinco nuevos propietarios cafeteros

28 de septiembre de 2013
28 de septiembre de 2013

Mayerly Franco Suárez y William Valencia Gallego, de Pácora; María Verónica Ocampo González, de Marquetalia; Diego Alexánder Ramírez Zapata, de Risaralda y Verónica Daniela Arce Sánchez, de Chinchiná son los cinco primeros beneficiados con el Proyecto Nuevos Propietarios Cafeteros que hace parte del Programa Educación para la Competitividad.

Ellos recibieron el pasado fin de semanalos cheques conmemorativos que los acreditan como beneficiarios de este Proyecto gracias a la participación de organizaciones como el Banco Agrario y Nespresso Triple A.

Estos campesinos pasan a converirse en caficultores tecnificados, promoviendo el relevo generacional de la caficultura. Esta iniciativa hace parte del  Programa Educación para la Competitividad, alianza público privada del que hacen parte la Gobernación de Caldas, Chec y el Comité Departamental de Cafeteros  que pretende con una inversión de alrededor de 30 mil millones de pesos mejorar las condiciones de acceso de los jóvenes rurales a la educación superior y mejorar su situación productiva.

“Cuando conocimos este proyecto decidimos que debemos seguir apoyándolo porque es en el campo en dónde tenemos que volver a enfocar el desarrollo de Caldas. Además, en este Programa los jóvenes reciben formación de niveles superiores de educación lo que les permite crear y diseñar negocios que son rentables y productivos y que le sumarán mucho a la competitividad del Departamento”, dijo el Gobernador de Caldas, Julián Gutiérrez Botero.

El Director Ejecutivo del Comité de Cafeteros, Alfonso Ángel Uribe expresó su satisfacción por llegar a este logro dentro del Programa Educación para la Competitividad: “este es el logro más importante en la alianza de 30 años que tenemos con la Gobernación y desde hace un poco más de un año con Chec. Le apostamos a preparar la generación de relevo de la caficultura, los preparamos para que sean empresarios del café tecnificados y modernos que le entreguen un nuevo impulso al sector del café en Colombia”.

Para el Subgerente Comercial Chec el Programa Educación para la Competitividad refleja que las alianzas público privadas son de beneficio tanto para los dueños de las iniciativas como para los que se benefician de las mismas, “hoy vemos como luego de dar la formación entregamos también la posibilidad de que los jóvenes tengan unidades productivas y que podamos ver que el campo si es el centro del desarrollo de Caldas”.

Los Nuevos Propietarios

Los cheques conmemorativos que se entregaron suman 93 millones de pesos, cada joven propietario es una historia:

Mayerly Franco Suárez

Una Pacoreña de 19 años, casada y con un pequeño hijo. Egresada de la Institución Educativa La Milagrosa (Pácora). Ha estado vinculada a la caficultura  toda su vida, ayudando a su padre en la Finca La Floresta de la vereda Filo Bonito.

Diego Alexander Ramírez Zapata

Es un joven de 29 años, del municipio de Risaralda. Estudió en la Institución Educativa Francisco José de Caldas (Risaralda) y posteriormente se graduó como Técnico en Administración de Empresas Cafeteras. Hace un año se casó con Bibiana Constanza Jaramillo, quien también es egresada de ese colegio.

María Verónica González Ocampo

Es una Marquetona de 29 años, felizmente casada y con dos hijos, Alejandro y Juan Manuel quien actualmente estudia en la misma institución educativa rural de la que egresó su mamá (El Placer) y ya es uno de los participantes del proyecto Escuela y Café.

Verónica Daniela Arce

Es una joven del municipio de Palestina, tiene 20 años, es la hija mayor de Rubiel y Sandra, toda la vida han sido administradores de fincas cafeteras. Es egresada de la Institución Educativa José María Carbonell y es Técnica en Preservación de Recursos Naturales.

William Valencia Gallego

Es un Pacoreño de 34 años, quien estudió en la Institución Educativa La Milagrosa. Su esposa también es egresada de esta institución y su hijo mayor actualmente estudia allí. Ahora es el propietario de la finca La Esperanza en la vereda  La Palma, una finca de  8 has, de las cuales 6.97 están establecidas en café (SICA).  Su crédito fue de 57 millones 500 mil pesos.