14 de abril de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Presidente hace un llamado para que marchas de hoy sean tranquilas y en paz

29 de agosto de 2013
29 de agosto de 2013

El Jefe de Estado subrayó que la protesta pacífica fortalece la democracia.

«¡Ojo! Por favor no caigamos en manos de los violentos. No permitan que los violentos se apoderen de estas protestas, porque se distorsiona todo el sentido de la protesta y se genera un enfrentamiento innecesario que ya ha producido muertos con la Fuerza Pública», advirtió el Mandatario en un mensaje a los colombianos, transmitido por radio y televisión.

El Presidente Santos hizo énfasis en que el Gobierno considera válida la protesta y afirmó que en el campo han estado concentradas durante décadas la pobreza y la desigualdad.

«Yo hago un llamado también a la cordura y a la tranquilidad. Sé que hoy va haber manifestaciones en diferentes ciudades, aquí en Bogotá, manifestaciones de otros sectores que quieren solidarizarse con los campesinos, lo cual está muy bien, las causas son justas, reales. Yo también creo que ahí hay situaciones que dan pie para protestar», explicó.

Reiteró que la Fuerza Pública está cumpliendo con su deber. «La Policía no estaría ahí sino hay manifestantes, en primera instancia está para proteger a los manifestantes, pero también para proteger los derechos humanos del resto de los colombianos», manifestó.

El Jefe de Estado subrayó que «la protesta pacífica fortalece la democracia».

Por último, confió en que haya un pronto acuerdo para que terminen las protestas campesinas.

«Yo sigo con esa voluntad, hemos puesto sobre la mesa unas series de soluciones de corto plazo que era lo que ellos nos estaban pidiendo. Nos habían dicho que si llegábamos a algún acuerdo sobre algún punto inmediatamente decretarían el levantamiento de los bloqueos. Les aceptamos esa sugerencia y realmente no entiendo cómo no hemos llegado, porque estábamos prácticamente de acuerdo, no en uno sino en varios puntos.

«Y yo espero que hoy, que se van a reanudar las mesas en Tunja, podamos rápidamente llegar a unos acuerdos que no solamente van a beneficiar a los campesinos de Boyacá, de Nariño o Cundinamarca, sino a todos los campesinos de Colombia y a todos los agricultores de Colombia», concluyó.