21 de enero de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Una gestión de veintidós meses

10 de junio de 2012
10 de junio de 2012

El día más feliz en el Ministerio lo vivió a medidos de mayo del año en curso cuando le reunió al presidente Santos todos los proponentes de las licitaciones (ganadores y perdedores)  por 2.3 billones que adjudicaron en 16 sitios del país. Allí ellos, en unión de los presidentes de la CCI (Juan Martín Caicedo) y de la Sociedad. Colombiana de ingenieros (Daniel Florez) reconocieron y felicitaron al gobierno por la transparencia y buen manejo del proceso y la gestión realizada en el ministerio.

Seguidamente, el Contraplano le preguntó por su día más infeliz: “Al  año de gestión (agosto del 2011) cuando el presidente me citó a su despacho para decirme que estaba preocupado porque le decían que «la locomotora de la infraestructura» no arrancaba. Le respondí que hasta tanto no tuviera proyectos bien estructurados no arrancaría y además que si me tocara volver a empezar haría lo mismo, todo dentro de lo que el mismo decía en el sentido de que lo importante era saber el «puerto de destino» sin importar que en algunas ocasiones los vientos no nos fueran favorables. Tuve nuevamente su apoyo incondicional (que le agradeceré eternamente) pero me preocupaban las presiones que él estaba teniendo. Ese respaldo me comprometía aún más”.

Confiesa que no volvería a ser ministro, si se le diera la opción: “La verdad, no creo. Aspiro a aportar a mi país lo que buenamente pueda, pero en otros escenarios”. Considera que en su ministerio ganó mucho conocimiento sobre Colombia y algunas canas y cree no haber perdido nada. Desecha el mito de una supuesta confrontación con todo el Congreso: “Solo dos o tres parlamentarios fueron imprudentes. Con el resto el trato mutuo fue de respeto”. Nunca estuvo en sus planes quedase en el gabinete los 4 años de Santos. Estima que el que le tocó es un ministerio de «relevos» para que periódicamente lleguen otras personas. Y pone este ejemplo: “A mi me tocó recuperar la cultura de la estructuración de proyectos; la creación de la Agencia Nacional de infraestructura -ANI-; la ley de asociaciones público-privadas y la cultura de «cero» anticipos; la creación del Viceministerio de transporte; conseguir más de 6 nuevos billones de pesos para obras publicas y adjudicar la mayoría de ellas sin ningún problema y a mi sucesor terminar de adjudicarlos, ejecutarlos e idearse nuevas cosas que beneficien el enorme atraso de la infraestructura colombiana”. Elogió la capacidad de su remplazo, Miguel Peñalosa.

Resolvió así dos consultas sobre lo que  hizo por Caldas en sus casi dos años en el Ministerio y si es cierto que cambió de parecer respecto a la suerte final del proyectado aeropuerto de Palestina:

“Quedan asignados mas de 720 mil millones en obras, la máxima inversión del ministerio en su historia, para nuestra región. Respecto al Aeropuerto mantengo mi posición de que fue mal estructurado y por eso los problemas. Esperemos a Octubre para conocer su valor real según los actuales directivos del proyecto y presentárselo al gobierno nacional”.

No cree que haya malestar en el Vaticano por el anuncio anticipado de su próxima designación como embajador. No se irá antes de agosto a Roma para que se tramite el beneplácito tradicional y por consideración y respeto hacia su antecesor, César Mauricio Velásquez.

La apostilla: La pregunta que no podía faltar para el ex ministro Cardona: ¿Cree que el presidente Santos buscará un segundo período, estando habilitado para ello por la Constitución?

“Se lo digo con absoluta certeza: No está desesperado por eso. Están más desesperados sus opositores”.