22 de enero de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Destituido fiscal de Buenaventura que ayudaba al narcotráfico

1 de junio de 2012
1 de junio de 2012

El Consejo Superior de la Judicatura determinó que Toro Restrepo voluntariamente atentó contra la administración pública al incumplir con sus deberes como servidor de la Fiscalía General de la Nación.

Toro luego de identificarse como fiscal, en noviembre de 2007, solicitó a un teniente de Corbeta de la Armada que permitiera el paso por vía marítima de tres embarcaciones con sustancias alucinógenas, por lo cual recibiría una cantidad de dinero cuyo monto no se ha precisado. El oficial de la Armada fue quien denunció del intento de soborno.

Toro Restrepo se identificó como Fiscal al momento de ofrecer las dádivas al Teniente, lo que demostraría el abuso de su posición como Fiscal.

El exfiscal aceptó los cargos en el proceso penal. Sin embargo este argumentó que no debía imputársele ninguna responsabilidad disciplinaria puesto que  “sólo actuaba como intermediario entre un servidor de la Armada y los dueños del negocio”, según él en dicha conducta no tenía ninguna relación con sus funciones como servidor público.

La Judicatura enfatizó que el fiscal incurrió de manera dolosa en el delito de cohecho por dar u ofrecer, actuación ilícita que realizó abusando del cargo que ostentaba como servidor judicial.

“Este comportamiento sin duda conlleva un desempeño contrario a la honorabilidad y moralidad con que deben actuar los servidores judiciales, pues de no ser así se afecta la confianza del público y se atenta contra la dignidad de la administración de justicia” resaltó la Judicatura.

Toro Restrepo deberá cumplir una pena de 26 meses de prisión que le impuso el juzgado tercero penal del circuito de Buenaventura, junto con una inhabilidad para ejercer cargos públicos, como responsable del delito de cohecho.