7 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Gramilla de El Campín no sufrió daños

21 de abril de 2012
21 de abril de 2012

El espectáculo, que fue presenciado por 32 mil personas en el escenario deportivo capitalino y por más de 3 millones de televidentes, gracias al convenio entre el Canal Capital y los manejadores del artista, demostraron la capacidad de la ciudad para organizar grandes eventos artísticos y culturales.

Para el alcalde de los bogotanos, se cumplió con lo pactado “tal y como nos comprometimos por medio de la Secretaría de Cultura y su entidad adscrita, el Instituto Distrital de Recreación y Deporte (IDRD). Realizamos las evaluaciones respectivas y tomamos los recaudos necesarios para evitar el deterioro en el estadio y autorizar su préstamo. Hoy, el IDRD, en su informe sobre el estado de la gramilla (parte vegetal y compactación), revela que ni sus condiciones vegetales ni su compactación en el subsuelo, por donde va el drenaje, recibieron afectaciones».

Sobre la transmisión del concierto para toda Colombia, por medio de la señal de Canal Capital, el mandatario dijo: “Decidimos transmitir el 60 por ciento del concierto como se acordó con Barrie Marshall, manager de Paul McCartney, para brindar la oportunidad a todos los colombianos de ver quizás el espectáculo musical más grande en la historia de la ciudad, y de paso valorizar nuestro canal público, por el que varios millones de personas siguieron la transmisión del canal realizada de manera impecable”.

Acerca del significado para la ciudad de la realización del evento, Petro Urrego señaló que “es importante que la ciudad esté incluida en las giras mundiales de los grandes artistas. Una ciudad que trae a Paul McCartney, significa que es una lugar donde se pueden hacer inversiones, se puede vivir.  Bogotá ayer dio un mensaje claro: es una ciudad del mundo atrayendo turismo y oportunidades como marca de ciudad.”

Sobre el futuro de los conciertos en Bogotá, el Alcalde Mayor manifestó que “tenemos un estudio, que, gracias a este evento, nos permitirá autorizar un número máximo de presentaciones que pueda resistir la gramilla, conservando lo hecho e implementando más elementos”.

Finalmente, el mandatario expresó que “la Administración quiere tener un escenario de espectáculos a la altura diferente al estadio. Para ello, estamos esperando las iniciativas público-privadas y dar vía libre a  su construcción”.