7 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Ultiman detalles en Perú para primer banco de los pobres en Colombia

28 de septiembre de 2010
28 de septiembre de 2010

Uno de ellos de 6 millones de dólares en microcréditos y otro de 10 millones en negocios sociales, cantidades aportadas por la Gobernación y ejecutadas por empresas locales con la asesoría de Grameen Bank.

Yunus, cuyo banco tiene presencia en Guatemala (con 20.000 prestatarios) y Costa Rica (con 15.000), se ha comprometido a lanzar un programa en el departamento de Caldas, una región que sustentaba sus ingresos en el café y que, con la caída de los precios de este producto, tiene a un 82% de la población viviendo en la pobreza.
El llamado “banquero de los pobres”, el bangladesí Yunus, animó a los empresarios peruanos a invertir en lo que él llama “negocios sociales”, que tienen como fin no el lucro, sino la reducción de la pobreza.
Yunus, considerado padre del sistema de los microcréditos, fue invitado a Perú por el Centro Global para el Desarrollo y la Democracia, que dirige el ex presidente Alejandro Toledo, en un multitudinario desayuno que reunió a empresarios, políticos, diplomáticos y periodistas.
El banquero explicó que, una vez implantado el microcrédito con éxito en su país (donde hay 8,3 millones de prestatarios, casi todos ellos mujeres), el Grameen Bank que él dirige se ha expandido a otros muchos países, incluso en lugares como Nueva York, donde tiene a 4.000 prestatarias, también mujeres, en los barrios pobres de la ciudad.
Puso como ejemplos tres exitosos proyectos en Bangladesh: la instalación de paneles solares en aldeas que no cuentan con electricidad (y hoy se venden 1.000 paneles al día), la potabilización del agua y la fabricación de unas zapatillas deportivas a menos de un euro (1,3 dólares) para atajar la transmisión de enfermedades comunes entre los niños descalzos.
En los tres casos, importantes empresas occidentales se han aliado con el Grameen para ofrecer estos productos y servicios que nunca son totalmente gratuitos, sino a precios muy bajos.