4 de marzo de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Ojalá alguien se ocupe de esto

7 de septiembre de 2010
7 de septiembre de 2010

Que a más del 90%, nueve de cada diez de los espontáneos participantes, le parezca que las calles de la ciudad están en malas condiciones, es una situación que tiene que poner en aviso a la administración municipal y en especial a quien ahora ha aparecido en algún medio como el modelo de administrador de la cosa pública en Colombia.

Por supuesto mantener en óptimas condiciones la malla vial de una ciudad es una tarea, primero dispendiosa y segundo, bien costosa. Pero dejarla deteriorar al punto que está la nuestra es un descuido y una señal de desidia de los responsables de este asunto en el gobierno local que no tiene ninguna justificación y exige una inmediata atención.

Si la dependencia respectiva no atiende ni arregla inmediatamente los huecos y fisuras que van apareciendo en las vías de la ciudad, producto del uso normal, cuando menos se piense estarán intransitables. Igual sucede si los funcionarios responsables no diseñan un programa de mantenimiento y recuperación de la red vial, juicioso, permanente y que responda a las necesidades de la urbe.

No se necesita recorrer mucho la ciudad, ni hacerle un seguimiento riguroso para apreciar el avanzado deterioro de sus calles o la demora excesiva e injustificada para atender cualquier daño y hacer su reparación, especialmente cuando es el producto de algún trabajo realizado por la propia administración o por alguna de sus empresas de servicios públicos.

Cuánto tiempo, por ejemplo, lleva cerrada la avenida del Río entre las calles 13 y 15, una de las vías más transitadas, esperando que alguien vuelva a tapar la brecha que hicieron hace casi un año para hacer una reparación en el sistema de alcantarillado, o cuánto completó sin reparar el hueco de la calle 22 entre carreras 10 y 11 también hecho para atender una emergencia del acueducto en el sector.

Ojalá pues este llamado sirva para que alguien en la administración municipal se ocupe del lamentable estado de la red vial de la ciudad y emprenda un plan sostenido de recuperación y sostenimiento de sus calles empezando por las que hace un buen tiempo están cerradas y por las que están verdaderamente intransitables.

Editorial Diario del Otún