25 de enero de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

La «doctoritis» en Colombia

14 de diciembre de 2009

Pero hablando seriamente en efecto coincido con usted que esos titulos de "doctor""Don"…"señor tal",,etc etc sobran en este pais de gentes acartonadas y arribistas y  estoy de acuerdo con la falta de seriedad de tanto "doctoritis" que hay en este pais a todos los niveles y en especial en la radio y los medios de comunicación.

Yo creo que debe insistir usted en sus comentarios en acabar la ridicula costumbre, especialmente en la radio, de  tanta "doctoritis" pues no hay nada más agradable que le llamen a uno por su nombre, en especial cuando uno comienza a caminar por algunos abriles numerosos en la existencia..La mejor prueba de informalidad la dan los niños que son los únicos que llaman a todo el mundo espontáneamente por su propio nombre, sin ofensas de títulos " doctorazgos" ni nada similar…….A mi, cuando alguien me dice "doctor", le contesto a la persona…"más doctor" será usted… (y eso  lo dice el suscrito, que soy, modestia aparte, abogado titulado  de la Universidad Autónoma de Colombia, especializado en Derechos Humanos de la Escuela  Superior de Administración Publica  ESAP, especializado en Criminología de la Universidad  de Barcelona-España (enviado en comisión de estudios por la Gobernación de Cundinamarca), profesor universitario de Derecho en las universidades de  San Buenaventura, Grancolombia, Universidad Agraria y la Unad,  con estudios en educacion y medios audiovisuales en Madrid-España, ex-funcionario con 28 años de antiguedad del área jurídica de la Gobernación de Cundinamarca, ex- Agente del Ministerio Público, ex-funcionario de la Fiscalía General de la Nación etc etc, y  que detesto igual que muchos otros amigos que  me insulten con títulos de "doctor" "Don fabio"  y similares.
 
Creo que   a nuestro común amigo Hernán Peláez NO le debe gustar  ser llamado "doctor" pues no veo que  su calidad de ingeniero químico sea razón para ello pues jamàs ha ejercido esa profesión,  y  lo deberían, si es el caso, llamar "ingeniero" y en  ese caso a los demás colegas les deberían decir a toda hora  "comentarista" Iván Mejia, y  "narrador tal y tal,  cosa que suena a toda hora ridícula, pues a cambio de una ingeniería que nunca ejerció Peláez, en cambio si es, indiscutiblemente, uno de los mejores y más aplaudidos comentaristas de habla hispana, y eso vale más que cualquier "doctorazgo" ridículo y lambón,  pues de manera similar  no se  què relación tenga el  mote de "doctor" al abogado que jamás ha ejercido su profesión para dedicarse a comentar deportes en la radio, cuando ni siquiera a los abogados es válido llamarlos "doctor", título que se suprimió de los cartones de grado hace más de 35 años en que en efecto por esa época se expedía el titulo de "doctor en Derecho" a los juristas y no en todas las universidades.
 
Eso es simplemente "lambonería" barata, que debe ser erradicada a todos los niveles de la vida nacional y espero que su señoría insista en esa campaña con sus sesudos comentarios.
 
Le agradezco querido "doctor" Hozzman su atención a la presente,
 
cordial saludo de su amigo y "ex-doctor"
 
 
Fabio Becerra Ruiiiiiiiiiiiiz

Edard H Hozzman