24 de enero de 2021
Directores
Orlando Cadavid Correa
Evelio Giraldo Ospina

Aprueban 47 artículos del proyecto que reforma la ley de televisión

10 de diciembre de 2009
10 de diciembre de 2009

El Congreso de la República dio recientemente su aval a la  ley de TIC que busca avanzar en la definición del marco legal para las tecnologías de la información y las comunicaciones, que han evolucionado de manera sorprendente en los últimos años y que permiten vislumbrar grandes transformaciones que se reflejarán en todos los sectores de las actividades humanas.

Sin embargo, esa norma no contempló el sector de la televisión, el cual en un escenario de convergencia es indispensable tener en cuenta, pues en la actualidad, es cada vez más difícil analizar los servicios y mercados de manera independiente.

“Con la promulgación de la ley de TIC es aún más evidente este vacío y la necesidad de ajustar el marco normativo a las necesidades dinámicas del sector de las comunicaciones”, afirmó el coordinador de ponentes, senador Iván Moreno Rojas.

Señala la iniciativa que corresponderá a la Comisión Nacional de Televisión, de forma exclusiva, la regulación de los contenidos audiovisuales de comunicaciones. En ejercicio de esta competencia, la Comisión autorizará, vigilará y controlará la operación del servicio público de televisión, cuando para ello se requiera del uso del espectro electromagnético que el Ministerio haya atribuido a la prestación de dicho servicio.

Así mismo, la asignación a los operadores del servicio de televisión de las frecuencias que deban utilizar y las autorizaciones para el montaje o modificación de las redes respectivas y para sus operaciones de prueba y definitivas, se otorgarán previa coordinación con el Ministerio de la Tecnología.

“Respondiendo a una necesidad sentida de todos los estamentos del sector de la televisión, se conforma de una nueva estructura organizacional para la Comisión Nacional de Televisión. El objetivo es darle operatividad a la entidad, actualmente caracterizada por una lentitud en las decisiones y por un esquema operativo contrario a todos los postulados de la Administración Pública, donde todas las decisiones macro y micro, pasan por los despachos de los cinco Comisionados, diluyendo las responsabilidades y lentificando los procesos”, precisó el senador  Moreno Rojas.

Aseveró el congresista: “Consideramos importante establecer unos porcentajes para los beneficiarios del Fondo de Desarrollo de la Televisión e incluimos dentro de tales beneficiarios, a través de fondos concursables, el apoyo a los canales universitarios, a la televisión local y comunitaria, sin ánimo de lucro”.

“Permitir la concurrencia de operadores de telecomunicaciones, como lo propone el proyecto de ley, a la Red de Televisión Pública, parece una buena alternativa para lograr el ingreso de mayores recursos a RTVC o quien haga sus veces. El acceso debe ser en condiciones objetivas y no discriminatorias, debiendo, previamente, el regulador establecer los parámetros y condiciones para el acceso a la misma”, sostuvo.

El proyecto de ley, que solo le resta pocos artículos para ser aprobado, dispone que los operadores públicos pueden concurrir a las redes privadas de telecomunicaciones, con base igualmente en los parámetros y criterios que establezca el órgano competente.

Para ser miembro de la Junta Directiva de la Comisión Nacional de Televisión, además de los nombrados por el gobierno nacional y los seleccionados por los canales regionales, también harán parte de ella, los periodistas y medios de comunicación.

Los recursos disponibles en el Fondo para el Desarrollo de la Televisión serán distribuidos en las siguientes proporciones:
a) 65% para el operador público nacional, RTVC, o quien haga sus veces.
b) 30% para los canales regionales. El valor resultante se distribuirá teniendo en cuenta un porcentaje fijo del 75%, y un porcentaje variable del 25%, este último con base en indicadores sociales, financieros y de eficiencia en la gestión.
c) 1% para el Canal de Congreso de la República
d) 2% para los fondos concursables indicados en el artículo anterior.
e) 0.5% canales universitarios sin ánimo de lucro.

El Fondo de Tecnologías de la Información y las Telecomunicaciones podrá destinar hasta el 4% de sus ingresos para cofinanciar contenidos de la televisión pública.

La televisión comunitaria sin ánimo de lucro, es un servicio público de utilidad social y solidaria, prestado por comunidades organizadas, el cual se orienta a satisfacer las necesidades culturales, educativas, sociales y recreativas a través de un canal comunitario y la retransmisión de señales incidentales y codificadas, de conformidad con la ley y reglamentación del regulador.

“Toda la población de Colombia, especialmente la más pobre y vulnerable, tienen derecho a acceder a los canales comunitarios de televisión, como alternativa de información, distracción y conocimiento. Del mismo modo, toda persona tiene derecho a organizarse para fundar medios comunitarios de televisión” recalcó el congresista.

El regulador del mercado de televisión deberá determinar el costo eficiente de prestación del servicio de televisión comunitaria considerando la no inclusión de canales codificados o sujetos al pago de derechos de autor en su parrilla de programación. Los operadores de Televisión Comunitaria que dentro de su parrilla de programación no incluyan ningún tipo de señal codificada o sujeta al pago de derechos de autor y cuya tarifa de prestación del servicio sea menor o igual al costo eficiente establecido por el regulador, no pagarán contraprestación alguna al FDTV.

El próximo martes se someterá a su aprobación incluida el título del mismo.